Playas-Benidorm

Benidorm, es otra movida

Playas-Benidorm

Si de algo podemos presumir los españoles es de tener un clima envidiable en Europa. El Sol nos acompaña siempre y en verano se hace imprescindible. Además, la variedad geográfica de nuestro país se adapta a los gustos “vacacionales” de todo el mundo (playa, montaña, campo, ciudad…).

Uno de los lugares más demandados de nuestra geografía es Benidorm, y no me extraña. Benidorm era, hasta hace escasos 50 años, un pequeño pueblo de pescadores que abarcaba únicamente el casco antiguo de la ciudad. Pero en estos últimos años ha ido creciendo de manera considerable, ampliando su oferta de turismo y hoteles en Benidorm, creando numerosas posibilidades de ocio y diversión. Las resumo a continuación para que nadie se pierda ni un detalle:

Playas: Benidorm cuenta con varias calas: la Cala del Mal Pas, la Playa de Poniente y la Playa de levante, y una pequeña cala, la del Tio Ximo, apta para practicar nudismo.

Parques: El parque de Elche, situado en el puerto de Benidorm, es el restaurante preferido de las palomas y un lugar idóneo para que los niños se diviertan. En verano, además, se organizan campeonatos de ajedrez en dicho parque. Otro parque importante es el Parque de L’Aigüera, que abarca una de las ramblas más grandes de Benidorm y continúa hasta el Ayuntamiento de la ciudad.

Faro: En el puerto de Benidorm se construyó hace pocos años un pequeño faro y un espigón de hormigón. El muro de hormigón es lo suficientemente ancho como para sentarse y contemplar las bonitas vistas de la ciudad.

El castillo: Se encuentra situado en el casco antiguo de Benidorm y cuenta con uno de los lugares más mágicos de la ciudad, el mirador, desde donde se pueden contemplar la playa de poniente y levante y, por supuesto, la isla de Benidorm. En verano, además, en la zona del castillo se instala un pequeño mercado medieval que es de obligada visita.

La isla de Benidorm: es otro lugar mágico de la ciudad. Desde el puerto de Benidorm se organizan excursiones casi diarias a la isla en un barco que tiene fondo de cristal y permite ver la gran biodiversidad marina que vive en esta zona.

Parques temáticos: Por último, tenemos asegurada diversión completa con los parques temáticos de Benidorm. Aqualandia, Mundomar, Terra Mítica, Terra Natura y Aqua Natura nos están esperando para asegurarnos unos días de diversión y risas.

Las vacaciones en Benidorm son, por tanto, las delicias de todo el público turístico. Independientemente de la edad que tenga el turista, de si viaja en familia, solo o con amigos, la diversión en Benidorm es otra movida, una movida que hay que visitar.

Almonacid de Toledo

Almonacid de Toledo, situado muy cerca de la ciudad de Toledo, es un pequeño y tranquilo pueblo de apenas 800 habitantes. Para llegar a él se puede tomar  la Autovía de los Viñedos CM-42 hasta desembocar  de frente con su soberbio castillo.

El castillo de Almonacid es el principal monumento de esta localidad. Esta fortaleza de origen árabe, que hoy se encuentra en ruinas, perteneció hasta fines del siglo XVIII al arzobispado de Toledo. Según se cuenta, el castillo fue conquistado por el Cid Campeador durante el reinado de Alfonso VI, tras lo cual pasó a llamarse Almenas del Cid, transformándose con el tiempo en Almonacid y de ahí tomaría su nombre a la población. En este castillo permaneció preso Alfonso Enríquez, quien fuera conde de Gijón y Noreña, debido a sus pretensiones de ocupar el trono de Portugal. Posee muros altos y almenados, que se esconden detrás de una barrera exterior y un camino de ronda. En su interior solamente permanece en pie la torre del homenaje, ubicada en el centro del recinto, a la vez que alberga los restos de un silo, dos aljibes y algunas dependencias.

Aparte del castillo, pueden visitarse la Parroquial de San Antonio Abad, la Ermita de Nuestra Señora de la Oliva y algunas casonas solariegas que se encuentran en el centro de Almonacid.

Imagen:

diputoledo.es