La riqueza artística de Barbastro

Barbastro, ciudad situada en la provincia de Huesca, posee un importante patrimonio artístico. Tal es el caso de la catedral, que fue erigida en el siglo XVI con un marcado estilo gótico, no obstante algunas de sus capillas que ocupan el espacio interior del templo son barrocas.  Otros lugares de sumo interés son la iglesia de San Francisco, y la de San Julián, ambas datadas en el siglo XVI.
En el área del casco urbano medieval, junto al Conjunto Catedralicio, se halla el Palacio Episcopal, el cual alberga buena parte del Museo Diocesano, fundado en 1978. También, en esta zona se encuentran el Ayuntamiento, que sobresale por su gran archivo histórico, la Plaza Mayor y la del Mercado.


Por su parte, el Palacio de los Argensola es un claro ejemplo de casa señorial. Su construcción se inició en el siglo XVI, extendiéndose hasta el siglo XVII.
El Complejo Museístico de San Julián de Barbastro es un excelente lugar para conocer todo acerca del vino, desde la recolección de la uva hasta su elaboración. El mismo, forma parte del Conjunto de San Julián y Santa Lucía, un conjunto histórico de especial belleza a partir del cual es posible acceder a la historia de la ciudad de Barbastro.
Al mismo tiempo, vale la pena visitar el Santuario de Santa María del Pueyo, el cual está erigido sobre una elevación caliza, que lo torna visible desde lejos. En sus orígenes, fue una fortaleza y castillo roquero, pero luego se transformó en un sitio de devoción para la fe cristiana, siendo destino de romerías y festejos. Este santuario dispone de una espectacular biblioteca, compuesta por miles y miles de volúmenes, entre los que se distinguen piezas valiosas de literatura latina, española y francesa, Sagradas Escrituras, entre otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.