Travesía por Elche

 

Elche, ciudad perteneciente a la Comunidad Valenciana, conserva numerosos atractivos, muchos de los cuales constituyen muestras directas de su pasado musulmán. Además, a todo esto se suma su palmeral, declarado Patrimonio de la Humanidad, y las dos festividades consideradas de interés turístico internacional, a saber: el Domingo de Ramos y el Misterio de Elche.
Comenzando el paseo por el Yacimiento Arqueológico y Museo Monográfico d’Alcúdia, es posible toparse con la historia pasada de la ciudad. Aquí mismo fue donde se descubrió el busto íbero de la Dama de Elche, que hoy en día se exhibe en el Museo Arqueológico Nacional de Madrid.
Vila Murada
, reconocida por su trazado árabe, se extiende a orillas del río Vinalopó. En esta zona, la más vieja de la ciudad, se encuentra la torre musulmana la Calahorra que supo conformar el antiguo conjunto amurallado. Junto a las murallas se alza el Palacio de Altamira, que contiene al Museo Arqueológico Municipal. Otros puntos dignos de conocer son la Casa de la Vila o Ayuntamiento, la torre del Consell y un grupo de casas señoriales.
En las proximidades se levanta la Basílica de Santa María, construida sobre una antigua mezquita y diversos templos cristianos. Aquí es donde se celebra cada 14 y 15 de agosto el Misterio de Elche, una obra litúrgica medieval declarada Patrimonio de la Humanidad y Fiesta de Interés Turístico Internacional.
Por su parte, en el subsuelo del Convento de la Mercé todavía se conservan los baños árabes, del siglo XII.
La zona del Palmeral de Elche, Patrimonio de la Humanidad, bordea la ciudad. En un extremo está el Parque Municipal, donde se puede disfrutar de los jardines, el Molino Real, el Museo del Parque y la Rotonda.
Mientras que el Huerto del Cura, Jardín Histórico Nacional, cobija palmeras procedentes de todas partes del mundo, entre las que se la Palmera Imperial.
Desde Elche es posible recorrer diversos lugares de la provincia como Alicante, Villajoyosa, Benidorm, Altea Javea y Denia, entre otras ciudades de interés. Prepárese para emprender la travesía.

Fuente:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *