La Roma de Ezio Auditore

Ezio-Roma

Un enfoque diferente sobre Roma es que el que se puede obtener a través del juego Assassin’s Creed: la hermandad. Desde siempre se ha pensado que los videojuegos no son instructivos salvo que específicamente estén creados para serlo. Nada más lejos de la realidad. En este juego podemos encontrar al protagonista Ezio Auditore adentrándose en la Roma del Renacimiento.

Es impresionante visitar la capital italiana a través de nuestro personaje. Los escenarios son tan fantásticos que si uno simplemente deja de lado la historia y se limita a pasear por la ciudad (sin molestar a los soldados porque pueden ser un poco pesados) quedará prendado de ésta y querrá continuar caminando para ver más y más. De hecho, uno querrá descansar en ella para poder tomarla en sorbitos pequeños y para ello podemos volver al presente y alojarnos en los Apartamentos de Roma de Localnomad.

Roma en el siglo XVI

Si uno tiene ansia de conocimientos sobre cómo era la vida en Roma en dicha época, puede sumergirse en ella. Es posible tanto pasear por el mercado hasta escalar a lo más alto del Coliseo romano para ver una panorámica de la zona que puede impresionar a los más impávidos.

Este juego llega a ser tan instructivo que uno piensa que debe conocer la historia del Coliseo y estudiarla nada más terminar la partida. No será necesario ya que el mismo juego sabe que va a despertar esa curiosidad y responde con una explicación escrita opcional (tampoco vamos a obligar a nadie a aprender) de todos y cada uno de los lugares importantes por los que vas a pasar.

Es de esperar que el Coliseo tenga una reseña explicándonos qué era y lo más importante, qué se hacía ahí, pero no, cualquier lugar mínimamente interesante tendrá una mención. No nos hablarán de los Apartamentos de Roma de Localnomad pero harán lo que pueden con lo que tienen, que dicho sea de paso es bastante. Se podrá conocer en profundidad tanto las estructuras interiores al menor detalle como los exteriores por los que se podrá trepar tanto para disfrutar de nuevo de las vistas como para acceder al interior de sitios que deban conocerse por dentro.

Visita otro país: el Vaticano

Al final del juego uno podrá pasear por el Vaticano como si se encontrara en su casa. Eso sí, el Vaticano tal y cómo era en el Renacimiento, lo cual no lo hace menos interesante. Visitaremos la Capilla Sixtina sin que tampoco se pueda hacer fotos pero disfrutando de lo minuciosos que pueden ser quiénes hacen juegos de entretenimiento. Nos cruzaremos con guardias con los que habrá que luchar pero sin olvidaros de disfrutar de los atuendos con los que van vestidos tanto los que tengan menor nivel como la Guardia Suiza. Lo que no olvidaremos de esta visita al Vaticano es que no habrá que esperar colas ni tendremos que taparnos las mujeres los hombros para entrar.

De todos modos, una vez que estés realmente en Roma ya tendrás de tu parte la información y el conocimiento histórico de estos monumentos, lo único que te quedará es buscar un lugar para poder pasar unos días inolvidables. Por eso, yo te recomiendo que descubras todos los apartamentos en Roma que Localnomad te puede ofrecer.

Alójate en los mejores rincones de Roma

En su página puedes reservar por muy buen precio un apartamento situado junto a los lugares más emblemáticos de Roma. Podrás alojarte en uno de los 45 pisos que hay alrededor del Vaticano o situarte en el barrio de los Foros desde donde podrás disfrutar de la vista del Coliseo con solo asomarte por la ventana.

También encontrarás un alojamiento cerca de la importante Plaza del Campidoglio, diseñada por el mismísimo Miguel Ángel y donde encontrarás los museos capitolinos. No puedes perdértelo si quieres conocer la auténtica escultura de la Loba amamantando a Rómulo y Remo además de otras estatuas y restos de la antigüedad.

Otros sitios que no hay que olvidar

Si te hospedas cerca de la Plaza Navona o en el Monte Palatino estarás más cerca de lo que imaginas de la famosísima Fontana di Trevi. No olvides llevar alguna moneda suelta para pedir un deseo frente a ella y ¡recuerda! Para lanzarla debes darte la vuelta. El mito dice que si lo haces volverás a Roma otra vez, sin embargo, la Ciudad Eterna es tan encantadora que te atrapará y desearás volver aunque no lleves suelto.

Una vez que estés en esta ciudad, no puedes irte sin dejar de visitar algunos lugares, que aunque no aparezcan en el videojuego, son un reclamo obligado. Date un paseo por Plaza España o por el barrio del Trastevere. Y sobre todo, no dejes de probar un buen plato de espagueti carbonara o una pizza Margarita.

This entry was posted in Italia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *