La arquitectura popular de Cornago

Cornago es una villa de la provincia de La Rioja, que se halla ubicada en la margen derecha del río Linares.

Uno de sus principales encantos es el Castillo de Cornago, un edificio rectangular  que posee cuatro torres en sus extremos. Vale destacar que el interior del mismo se encuentra vacío debido a que fue convertido en cementerio.

Cerca del castillo está la iglesia parroquial de San Pedro, una construcción de sillería y ladrillos de una sola nave, que data del siglo XV. Junto a ella se ubica la capilla de la Virgen de la Soledad, en cuyo interior es posible apreciar un atractivo retablo mayor de estilo barroco.

El conjunto arquitectónico del templo y el castillo, y el paseo que se alza junto a él, conforman una visita sumamente interesante. Incluso, desde allí se pueden contemplar panorámicas maravillosas de  la comarca.

Otro de los monumentos más destacados es el Palacio de Los Baroja, una fortaleza del siglo XVI que se localiza en el Barrio más antiguo de Cornago.

En el término municipal, vale la pena visitar la Ermita de San Blas, situada donde se cree que en el pasado se erigió  el barrio judío. Según los lugareños, antiguamente esta ermita era una sinagoga.

En el pasado, Cornago fue un pueblo amurallado y aún se conservan algunas puertas de la muralla. Vale la pena señalar que esta Villa posee un ambiente especial y de singular belleza, ya que sus calles se encuentran empedradas y surcadas por importantes construcciones,  como la de los Ramírez de Baroja.

En la ladera del castillo se hallan los restos de la Nevera, un edificio de origen morisco que era utilizado para almacenar nieve durante el invierno para poder usarla luego en el verano con fines terapéuticos y también para la conservación de alimentos.

Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/8/8b/Cornago_43334322.jpg/800px-Cornago_43334322.jpg

¡Compártelo volando!Share on Google+Pin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterShare on Facebook