Consuegra y sus molinos de viento

Para conocer de cerca las tradiciones manchegas nada mejor que visitar Consuegra, un pueblo del sureste de la provincia de Toledo que atrapa al visitante por su calidad paisajística.  Sus 12 Molinos de Viento, que se encuentran entre los mejor conservados de España, y el Castillo de la Muela, configuran un recorrido excepcional  por tierras de Castilla-La Mancha.

Los doce molinos, que en el pasado supieron coronar la denominada Crestería Manchega, se encuentran en la cima del Cerro Calderico, un promontorio que domina la ciudad. Cuatro de ellos, el Rucio, el Espartero, el Sancho y el Bolero, aún conservan la maquinaria en óptimas condiciones. De todos, el Molino Sancho resulta el más interesante. El Vista Alegre, Chispas, Clavileño, Caballero del Verde Gabán, Alcancía, Mambrino, Cardeño y Mochilas, completan este excepcional conjunto de molinos.

Por su parte, el Castillo de la Muela es una fortaleza de arquitectura militar sanjuanista construida entre los siglos X y XIII, que fue habitada por los caballeros de la Orden de San Juan. En su interior es posible visitar el patio de armas, las murallas, los aljibes, la ermita, las terrazas y el jardín, entre otras dependencias. El castillo se encuentra en lo alto del Cerro Calderico, situación que hace posible observar desde sus terrazas magníficas vistas panorámicas del entorno, incluyendo de la docena de molinos de viento manchegos que se erigen junto a él.

Las festividades, entre las que se incluyen las de la Rosa del Azafrán, que se realiza en noviembre, y la de Consuegra Medieval, durante el mes de agosto, también son muestra del pasado medieval y de las antiguas tradiciones del pueblo.

Imagen:

Wikipedia

¡Compártelo volando!Share on Google+Pin on PinterestShare on TumblrTweet about this on TwitterShare on Facebook