Turismo en Plan

 

En el Valle de Gistau, más precisamente en la comarca de Sobrarbe, está Plan, un pueblo ubicado en las proximidades del Parque Naturla Posets-Maladeta, a nada más y nada menos que 1000 metros de altitud.
El centro urbano y su iglesia son de visita obligada aunque hay algunos lugares de gran interés que se encuentran  en las afueras o en las cercanías de la población, como es el caso de la Basa de la Mora, nombre por el que es conocido al Ibón de Plan. Según una creencia popular, el lago está encantado y es habitado por una reina Mora. Cabe aclarar  que, en el Pirineo, las Moras son unas hadas que son vinculadas con elementos de agua, del fuego y de la tierra.  Es usual visitar el lago la noche de San Juan, cuando es posible apreciar la Mora en la noche de hadas. Otra de las tradiciones del lugar son, por cierto, sus fiestas mayores, que tienen lugar en octubre, en las que se celebra la natividad de la Virgen.
Si deseamos realizar un recorrido por sus alrededores, vale la pena hacer excursiones por el Parque natural Posets-Maladeta para poder contemplar sus paisajes, así como su flora y su fauna. Otra visita altamente recomendada y de enorme interés son el resto de los pueblos del Valle de Chistau o la subida a la Peña del Mediodía, localizada al sur de Plan y que pertenece al macizo de Cotiella. Otro maravilloso paraje natural es el conformado por las inmediaciones del río Cinca.
Plan es muy conocida por su Caravana de mujeres, que se realizó en 1985, cuya idea surgió de la película de William Wellman con el propósito de conseguir que los más de cuarenta solteros que vivían en el pueblo hallaran esposa.

Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/e/ec/080.Plan_05.JPG/800px-080.Plan_05.JPG

Retrato de Alcantarilla

Alcantarilla es una ciudad de la región de Murcia, ubicada a tan sólo 7 kilómetros de la localidad homónima.
Alcantarilla se destaca fundamentalmente por su rico patrimonio religioso, en el que podemos mencionar a la iglesia parroquial de la Asunción, un templo de estilo neobarroco que está flanqueado por dos altas torres. En su interior se puede apreciar la techumbre, la cual está ornada imitando el mármol, y diversas imágenes pertenecientes a artistas de la Escuela valenciana. El pórtico de la entrada y el jardín que rodea a la iglesia se encuentran entre lo más bello del lugar.
También resultan notorias la iglesia parroquial de San Pedro Apóstol, construida sobre un antiguo templo del siglo XVI, y la iglesia parroquial de San Roque, del siglo XVIII, que conserva la imagen de Nuestra Señora de la Esperanza y un atractivo cuadro de la escuela de Murillo. Continue reading

Viaje a Navalcarnero, una ciudad como pocas

Navalcarnero es una ciudad perteneciente a la provincia y Comunidad de Madrid, que tiene numerosos encantos para ofrecerle durante su paso por estas tierras.
En cuanto a los espacios religiosos, no puede dejar de conocer la Iglesia  Parroquial  de Nuestra   Señora de   la  Asunción,   la cual fue declarada Monumento Histórico-Artístico Nacional y Bien de Interés Cultural. Es considerada un  símbolo importante de la ciudad. Se destaca por sus imponentes torres y por la estupenda colección de retablos que acoge en su interior, toda una muestra del arte barroco de la región.
Existen, además, otros edificios religiosos dotados de enorme interés como la Ermita de San Cosme y San Damián, Ermita de San Isidro, Ermita de San Roque, y la Ermita de San Juan Bautista, por mencionar algunos.     Continue reading

Visita a las alquerías y barracas de Alboraya

Alboraya es un municipio que limita con la ciudad de Valencia, que conserva el sabor característico de los pueblos de la Comarca de L’Horta, con sus antiguas alquerías y barracas típicas de la zona.
En su término municipal hay numerosos edificios religiosos, como la iglesia parroquial de la Asunción de nuestra Señora, de origen medieval, las ermitas de San Cristóbal, Santa Bárbara, de Vilanova y del “Miracle dels Peixets“.
El casco antiguo conserva aún el trazado de sus calles, en torno a las cuales se erigen los edificios más representativos como son la Casa Señorial del Conde de Zanoguera, el Mercado Municipal, el Antiguo Matadero, el Teatro L’ Agrícola, el Puente del Moro y las Antiguas Escuelas, por mencionar solo algunos.
Al mismo tiempo, Alboraya posee 3.5 km de playas de arena blanca, que se unen a las de Valencia a través del paseo marítimo de la Patacona, por la playa de la Malvarrosa.
El paseo marítimo de la Patacona está conectado con el de las playas de la capital, apostándose en él, aparte de numerosos restaurantes de comida valenciana, la casa – museo de Vicente Blasco Ibáñez, famoso escritor valenciano.
Por su parte, Port Saplaya, separada de la Playa de la Patacona por el Barranco del Carraixet, es una urbanización en donde turistas y residentes pueden hacer uso del puerto deportivo y el Club Náutico, además de disfrutar del paseo peatonal que se extiende alrededor de toda la dársena.
Al mismo tiempo, Alboraya es un lugar estupendo para practicar deportes al aire libre, pasear por la playa o por sus huertas, ya sea pie o en bicicleta. Cruzar los pueblos de la comarca por el carril-bici, practicar deportes náuticos o montar a caballo, son tan sólo algunas de las actividades de las que puede disfrutar el visitante.
Por otro lado, en Alboraya hay dos barracas-museo que valen la pena visitar, a saber: la Barraca Didáctica y la Barraca Etnológica. La Barraca Didáctica, situada en la partida de Saboya, es una típica barraca valenciana de comienzos de siglo que pretende difundir los usos agrícolas y la arquitectura local valenciana, además del espacio y el estilo de vida de los campesinos valencianos. Mientras que la Barraca etnológica, que está ubicada en uno de los extremos del Paseo de Aragón, se pueden apreciar los aperos de labranza y los utensilios propios de las viviendas rurales.

Imagen:

http://blog.reservahotelesvalencia.com/

Oropesa del Mar, un verdadero refugio natural

Para aquellos que busquen un lugar bello y tranquilo para descansar, es momento de que visiten Oropesa del Mar, una histórica ciudad de la provincia de Castellón, en la Comunidad Valenciana.
Oropesa del Mar es una pequeña población que se encuentra al abrigo de la bahía de La Concha, en plena Costa de Azahar, y que ofrece una variedad de playas, que constituyen su sello de identidad.
Las playas de Les Amplaries y del Morro de Gos, de fina arena blanca y aguas cristalinas, son el sitio indicado para la práctica de toda clase de deportes náuticos.
Más hacia el sur, se encuentra la playa de la bahía de la Concha, la cual dispone de un bello paseo marítimo. Entre esta playa y las últimas estribaciones de la Sierra de Oropesa, se localiza el puerto deportivo de Oropesa del Mar, que cuenta con más de 700 amarres para embarcaciones deportivas.
Continuando hacia el sur, es posible apreciar un paisaje lleno de acantilados, calas y una tupida vegetación de pinos. En esta zona es donde empiezan las playas de Bellver y La Renegá, y donde además se hallan bellas zonas residenciales.
Pero no todo es playa en Oropesa del Mar. De igual modo, es posible disfrutar del paisaje natural que ofrece la Sierra de Oropesa, la cual protege a la ciudad de  los vientos peninsulares.
Entre las estribaciones montañosas y el contorno marítimo, se puede apreciar la zona de cultivos de naranjos y hortalizas, que se confunden con el verde de los olivos, y el aroma de almendros y vides.
El Mirador, ubicado en el Monte del Bobalar, ofrece panorámicas maravillosas, llegando a divisar desde donde puedes observar, allá en el horizonte, la silueta del  Parque Natural de las Islas Columbretes.
Gracias a su estratégica ubicación, Oropesa del Mar también es un municipio con una importante trayectoria histórica y cultural, siendo muestra de ello el Castillo, que corona la parte alta de la localidad encima de un gran espolón rocoso, y la Torre del Rey. También, vale la pena visitar el Museo Costumbrista, situado en la plaza de la iglesia junto al antiguo Ayuntamiento, y el Museo Torres de Vigía.  De esta manera, Oropesa del Mar  es, debido a su singular belleza, sus magníficas playas y la calidez incuestionable de su entorno, el mejor refugio natural que puedes descubrir en tus vacaciones.

Añora

Añora es una villa de la provincia de Córdoba, que si bien no cuenta con una gran cantidad de monumentos es poseedora de ciertos atractivos que bien valen la pena descubrir.

Su principal monumento religioso es la iglesia parroquial de San Sebastian, una construcción que consta de tres naves, separadas por arquerías ligeramente apuntadas, que data de mediados del siglo XVI. La estructura del templo es más bien sencilla. Sus muros encalados sólo llaman la atención  por su arco apuntado.

Otro de los sitios recomendados es la ermita de San Pedro, una edificación que fue construida a principios del siglo XVI. Su arquitectura está caracterizada por una amplia nave que dispone de arcos transversales, los cuales sostienen la techumbre de madera a dos aguas. Este tipo de estructura es un claro ejemplo de las construcciones tradicionales que proliferan en la Sierra. El exterior de la iglesia se destaca por su pequeña portada de granito.

Continuando el recorrido por los monumentos religiosos de la villa encontramos la ermita de la Virgen de la Peña, de claro estilo barroco, que fue reedificada cuando promediaba el siglo XVIII. Posee una sola nave con cabecera con cúpula.

Al otro lado de la parroquia se encuentra la plaza del ayuntamiento. Este edificio, de fachada antigua, está coronado por un reloj centenario, que marca el devenir del pueblo.

Ciertamente, Añora no cuenta con una importante arquitectura civil, pero pueden observarse algunas casas que, más que por su estructura, destacan por su antigüedad. Así, paseando por sus calles, pueden apreciarse las fachadas de piedra, de estilo muy sencillo. De todas, la que merece una mención especial es la casa de las Velardas, datada en el siglo XVIII. Esta es la casa más tradicional de Añora, con muros blanqueados y rojizos tejados.

Imagen:

http://www.noriegos.com/catalogonoriegos/torreiglesia.jpg

Visita Santoña

Santoña es una encantadora localidad situada en Cantabria que, además de contar con algunos monumentos interesantes, puede ser tomada como punto de partida para emprender rutas que conducen a atractivos sitios, localizados en zonas aledañas.
El principal monumento es la iglesia de Santa María del Puerto, la cual perteneció en sus orígenes a un monasterio altomedieval y que fue de gran importancia durante siglos.
Si bien permaneció largo tiempo en decadencia, fue en el siglo XIII comenzó a construirse el templo actual. Se trata de un edificio gótico, rematado con sencillas bóvedas de crucería. Lo que más impacta de su exterior son las dos puertas y los  ventanales con morfología románica.
Durante la época de los enfrentamientos con franceses fueron construidas diversas fortificaciones, como el Fuerte Imperial, El Mazo, y los fuertes de San Martín y San Carlos.
Para conocer los alrededores de Santoña, existen algunas rutas que conducen a iglesias románicas, como la de Escalante y Bareyo, así como a numerosas torres señoriales bajomedivales.
La iglesia de San Román de Escalante, es un templo románico que pertenece al gobierno autonómico de Cantabria. Su exterior es rústico y sencillo, en tanto que su interior comprende una sola nave y ábside semicircular. La corona de canecillos es su mayor atractivo, aunque también puede apreciarse una cabecera muy decorada y algunas estatuas-columna.
Por su parte, la iglesia parroquial de Santa María de Bareyo, ubicada cerca de la de Escalante, es una construcción de estilo románico, cuya única nave se encuentra unica a la cabecera de ábside semicilíndrico. La pila bautismal románica, apoyada sobre dos leones, es otro de los elementos que no pasan desapercibidos.
También, puede visitarse la Torre de Venero en Castillo, Arnuero, que sobresale por sus almenas, ventanas y la muralla exterior.
Asimismo, en la costa cantábrica se aconseja conocer las Torres de Isla: Cabrahigo, Jado, Torrín y Cueva, todas ellas de estructura similar.

Imagen:

Wikipedia

 

Escapada a Talavera de la Reina

Talavera de la Reina, considerada por Cervantes como la mejor tierra de Castilla, es una ciudad que sobresale por la calidad de su cerámica perteneciente a los siglos XV y XVI. Aquí se han fabricado azulejos que actualmente se hallan en importantes edificaciones, como es el caso de la Catedral vieja de Salamanca y el Monasterio de San Lorenzo del  Escorial, por mencionar algunas.
La ciudad posee un gran número de monumentos que dan cuenta de su rica historia. De este modo, es posible apreciar conventos, iglesias, palacios, puentes y edificios muy importantes, como por ejemplo el Antiguo Ayuntamiento y la Basílica de Nuestra Señora del Prado.
Dado a que Talavera continúa siendo considerada la ciudad de la cerámica, la Ruta de la Cerámica es uno de los paseos obligados, durante el cual es posible conocer diferentes lugares de la ciudad, como la Ermita de Nuestra Señora del Prado, patrona de la villa, en la que puede apreciarse una magnífica colección de azulejos. El paseo prosigue por los jardines del Prado, sitio en el Continue reading

Almazán, la “Villa del Mueble”

Si se encuentra de viaje hacia Soria, Madrid o Navarra, nada mejor que realizar un alto en el camino para visitar el municipio de Almazán, el cual está ubicado en la cuenca del río Duero, en la provincia de Soria.
Su área de influencia, incluyendo la margen izquierda del Duero, está cubierta por un extenso pinar. El Parque de la Arboleda es, por cierto, un centro de esparcimiento y recreo, ideal para el paseo como para la práctica deportiva.
Almazán, popularmente conocida como “Villa del Mueble”, dispone de importantes muestras de arte románico. Un ejemplo de ello es la iglesia de San Vicente, una construcción del siglo XII, que sorprende por su cúpula, conformada por ocho arcos de medio punto. Continue reading