Cortes y Graena

Cortes y Graena es un municipio del norte de Sierra Nevada que está compuesto por cuatro núcleos de población: Graena, Cortes, Lopera y Los Baños.
Entre sus principales monumentos de encuentra la Iglesia de la Presentación, en Cortes, que a pesar de tener una estructura sencilla constituye una de las pocas construcciones que se conservan tal como en sus orígenes, cuatro siglos atrás, de ahí su interés.  Se trata de un templo de estilo mudéjar, lo cual queda de manifiesto en su tradicional suelo de ladrillos, el altar mayor y la balaustrada de la capilla.
En Graena, destaca la Iglesia de Ntra. Sra. de la Anunciación, un templo mudéjar que data del siglo XVI y que está ubicado en el centro de dicha población. La construcción  es de una sola nave, la cual está cubierta por un artesonado policromado. La iglesia posee un coro de madera y una torre de planta cuadrada.
En los cuatro núcleos de población hay casas cueva, muchas de las cuales se encuentran habitadas y en óptimo estado. Este tipo de “viviendas” han sido popularizadas por los musulmanes, quienes instalaron en esta región la tradición de vivir en cuevas. Actualmente, muchas de ellas están siendo rehabilitadas, sobre todo porque son consideradas una atracción turística. Por ello, los turistas tienen la opción de alquilar una cueva durante su estancia en el municipio.
La localidad de Los Baños, es muy popular por su balneario con aguas termales, sobre todo entre el turismo de la tercera edad. Además, Los Baños posee una interesante oferta de alojamiento y diversos restaurantes, que invitan a los comensales a degustar las típicas tapas de la región.

Imagen:

http://www.comarcadeguadix.com/noticias/noticiasguadix2101111a.jpg

Benalauría

Benalauría es un municipio de mucho encanto, que capta especialmente la atención de quienes lo visitan debido a que sólo puede ser divisado desde el lado opuesto del Valle del Genal. Si vamos por el lado del valle, nada podrá verse de él ya que el verde intenso de la vegetación así lo impide. Muchos creen que gracias a esta situación aún sigue conservando intactos cada uno de sus encantos.
Las riberas del río, sumamente bellas, al igual que la Loma de la Sierra y el Peñón de Benadalid, sobresalen del entorno natural del pueblo, el cual ofrece una estampa muy pintoresca gracias a que cuenta con bonitos bosques, que se combinan con un gran número de  ejemplares vegetales.
De paseo por las calles empinadas del casco urbano, conoceremos los principales edificios, como el Ayuntamiento, que se alza en la plaza del pueblo, y la Iglesia Parroquial de Santo Domingo, una bonita construcción datada entre los siglos XV y XVI. Recorriendo la calle Alta podremos visitar el Museo Etnográfico, el cual funciona en un edificio que antiguamente era un molino de aceite.
Saliendo del núcleo poblacional, el Columbario romano del Cortijo del Moro es un sitio muy interesante para conocer. Se trata de un yacimiento arqueológico cuyo origen, según se cree,  se remonta al siglo I.
Un dato a tener en cuenta es que todos los años, en diciembre, se realiza la Feria de Artesanía del Valle del Genal, donde se puede adquirir todo tipo de artículos de corcho. Entre las festividades más importantes del municipio se encuentra la de los Moros y Cristianos, que se desarrolla el primer domingo de agosto. El calendario festivo se completa con la Feria en Honor a Santo Domingo de Guzmán, también en agosto, la Semana Santa y, el 1 de noviembre, el Tostón de Castañas.

 Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/8/88/Benalauria_azulejo.jpg/800px-Benalauria_azulejo.jpg

Cañete la Real

Cañete la Real puede ser considerado como el destino ideal para disfrutar de la naturaleza en su más puro estado, combinado con el encanto que transmite su patrimonio histórico y monumental.
La Sierra del Padrastro, de gran valor ecológico, domina su entorno natural. Estña habitado por numerosas especies animales y vegetales, conformando así un escenario estupendo para la práctica de deportes, tales como parapente, espeleología, senderismo, escalada o bicicleta de montaña. Aquellos que practican parapente, seguramente no querrán perderse la oportunidad de saltar junto al cementerio del pueblo. En tanto que quienes prefieren la escalada, la Sierra del Padrastro y “La albacara”, son de cita obligada. 
De sus monumentos sobresalen las casas señoriales, propias de los siglos XV y XVIII, la Iglesia Parroquial de San Sebastián, que se caracteriza por su portada barroca, el Convento de San Francisco, edificio levantado en el siglo XVII, el Monasterio del Santísimo Sacramento de las Monjas Carmelitas, datado en el siglo XVIII, las torres defensivas de Ortegícar y Atalayón y los restos del castillo Hins Canit, de origen árabe.
Con respecto a su artesanía, los visitantes suelen preferir comprar los tradicionales azulejos decorados, al igual que productos de repostería hechos por las monjas de clausura.
Para degustar lo mejor de su gastronomía, sólo tenemos que probar la carne guisada con cebolla, la porra, el potaje de tagarninas, el gazpacho tostado y las chacinas.

Imagen:

Wikipedia

Ponferrada, un alto en el camino

En esta ocasión haremos un alto en el camino en Ponferrada, una localidad de la Comarca de El Bierzo, en la provincia de León, en donde convergen senderos  tradicionales. Desde aquí, es posible acceder al Valle del Silencio, sitio desde el cual se pueden vislumbrar los montes sagrados de la tradición cántabro-astur.
Una de las principales construcciones del lugar es el Castillo de los Templarios, el cual luego de ser derribado por los musulmanes en el siglo IX ha sido reconstruido por la orden del Temple en 1218. De planta cuadrada irregular, sobresale por la entrada, para lo cual hay que atravesar un foso sobre un puente levadizo y dos grandes torreones unidos por un arco. Continue reading

Islas Cíes, Cabrera y La Gomera: Paraísos terrenales

España cuenta con diversas islas que permiten hacernos sentir como si estuviéramos en el paraíso, algunas de ellas son las Islas Cíes, Cabrera y la Gomera, más allá de que quizás no son las más valoradas por los turistas. Pues no saben lo que se pierden.
Las Islas Cíes es uno de los principales destinos turísticos de Galicia, a pesar de  que son desconocidas por muchos. El archipiélago está conformado por las islas Monteagudo, do Faro y San Martiño, y acoge a Praia de Rodas, considerada la mejor playa del mundo por el periódico británico The Guardian.
En la década del 80 se las declaró parque natural y poco más de dos décadas después fueron incluidas en el Parque Nacional de las Islas Atlánticas, pues se las considera zona de alta protección debido a la riqueza de la fauna y flora que alberga.
En las Islas Cíes es posible disfrutar de largas extensiones de playas de arena blanca, exclusivos fondos marinos, una naturaleza extraordinaria y paisajes vírgenes casi de película. No por nada los gallegos las consideran como la octava maravilla.
Debido a riqueza natural, en las Cíes no hay hoteles y el único modo de llegar a ellas es embarcándose en un ferry, barco o catamarán.
Aquellos que prefieren más el ambiente mediterráneo, lo mejor entonces es visitar la tranquila isla de Cabrera, que forma parte del archipiélago que lleva el mismo nombre, compuesto por 19 islas y ubicado a unos 15 kilómetros de la costa sur de Mallorca. A partir de haber sido declarado el archipiélago como Parque Natural Marítimo y Terrestre, en 1991, las visitas son controladas para garantizar la protección de la flora y fauna, de manera que sólo puede accederse a este paraíso terrenal durante el verano.
Además de sus estupendas costas, sus principales atractivos son el faro y el puerto natural. Otros de sus tesoros son un castillo medieval que se alza sobre una colina y el monumento a los prisioneros franceses. Por su parte, la Cova Blava sorprende a todo aquél que la visita, cueva que ofrece un verdadero espectáculo de luces y reflejos del agua.
Otra opción es visitar la Gomera, una de las siete islas más importantes del archipiélago canario. Posee 16 espacios naturales protegidos, es por ello que cuenta con un gran número de senderos para poder dar un paseo y conocer la naturaleza de la isla.

Cueva de las Ventanas: tesoro subterráneo de Piñar

Píñar es un municipio de la comarca de los Montes Orientales, en Granada, que está asentado en Sierra Arana.
En la zona más alta del pueblo se erige el castillo árabe, actualmente en etapa de reconstrucción dado su estado ruinoso, que fue construido ahí a modo de controlar las rutas de comunicación y defender las fronteras. El castillo de Piñar integra el Patrimonio Histórico Artístico del Ayuntamiento.
En las sierras se ubican diversas cuevas y simas, destacándose la Cueva de Carigüela y la de Las Ventanas, que constituyen verdaderos yacimientos paleolíticos.
Vale destacar que la Cueva de las Ventanas fue cerrada al público en 1994, con el propósito de realizar trabajos para preservar los restos arqueológicos y las pinturas rupestres que alberga, y reabierta dos años después, convirtiéndose desde ese entonces en la primera caverna visitable de Granada.
Conocida también como Ventanilla y Cueva de la Campana, la Cueva de las Ventanas se llama así por las tres bocas de acceso que posee. Situada al este de Píñar, dispone de dos galerías a las que se acceden luego de pasar por una enorme sala casi horizontal. La de la izquierda conduce hasta El Pasillo, una zona estrecha que llega hasta la sala de Los Desprendimientos. Los caminos están muy bien iluminados, por lo que es posible realizar un interesante circuito subterráneo.

Imagen:

http://www.casacuevarural.com/fotografiaspropuesta/Cueva-de-las-Ventanas_6.jpg

El paisaje dunar de Maspalomas

Si buscas un destino de sol y playas paradisiacas para descansar al máximo, pues Maspalomas es el lugar indicado. Situada en el extremo sur de la Isla de Gran Canaria, es una moderna ciudad que atrapa al visitante por su enorme riqueza paisajística.
Maspalomas es muy popular debido a sus dunas de arena dorada que poseen una extensión de unos cuatro kilómetros cuadrados, conformando una vasta riqueza natural. A lo largo de los 17 kilómetros de costa que posee el municipio, se encuentran las mejores playas y calas del archipiélago canario, aunque la más reconocida por su belleza es Maspalomas.
La playa de Maspalomas, cuenta con una extensión de alrededor de cinco kilómetros y medio de fina arena blanca y llega hasta el emblemático Faro de Maspalomas, situado junto al campo dunar. Se trata del faro más antiguo que está en funcionamiento en la isla y es considerado como Bien de Interés General. Aquí, precisamente, se halla el puerto deportivo de la playa de Pasitoblanco.
La por demás agradable temperatura que posee el agua, no solo en esta playa sino en todas las de la isla, unos 18 grados en invierno y 22 grados en verano, así como la excelente temperatura ambiente que ronda entre los 20 y 25 grados, sirven como carta de presentación del lugar y como excusa indiscutible para no querer abandonar este sitio maravilloso.
También, no puedes dejar pasar la oportunidad de dar un paseo junto al mar, además de realizar excursiones de aventura en camello por las dunas. Al mismo tiempo, puedes practicar todo tipo de deportes, ya sea acuáticos como tenis, ciclismo y golf.
El encanto de este lugar no es sólo propio de sus playas, sino que también abarca el Delta de Maspalomas, el cual está compuesto por la Charca de Maspalomas, el Campo de Dunas y el Palmeral.
La Charca constituye un verdadero oasis de agua salada que posee una singular vegetación, junto con una importante población ictícola y avícola única. El Palmeral, situado a continuación, está conformado por palmeras canarias y dátiles africanos que son traídos por las aves. El tercer ecosistema es el de Las Dunas, el cual compite en encanto y belleza con el resto.
Las Playas de Maspalomas son, sin duda alguna, un regalo para la vista y disponen de todo el equipamiento necesario para que tu estadía sea la que soñabas. De modo que encontrarás una variada oferta hotelera, propuestas de ocio y diversión para todas las edades, además de restaurantes, pubs, casinos y discotecas.
En cuanto a la gastronomía local, sobresalen los productos de la tierra, pescados, quesos, gofio, mojos y frutos tropicales.
Elige Maspalomas, el éxito de tus vacaciones ya está verdaderamente asegurado.

Foto

 


 

Valencia para todos

Valencia es una  de las ciudades más importantes de España. Por su ubicación, a orillas del Mediterráneo, es considerado un destino de sumo encanto. Además, su atractivo deviene del rico patrimonio artístico e histórico que engloba.
Es muy popular por la calidad de sus espacios naturales, ello explica el porqué se la conoce como la ciudad de las flores. Uno de sus principales parques, quizás el de mayor concurrencia, es el Gulliver, el cual se caracteriza por su temática infantil. Aunque también podemos ir a los Jardines del Real, el Jardín de Aroya, el Parque de Benicalap y el Jardín del Turia.
De todos modos, si deseamos conocer los principales monumentos de la ciudad, debemos comenzar por recorrer su casco antiguo, zona en la que se encuentra la iglesia Santa María, famosa por su torre-campanario Miguelete; la Basílica de la Virgen de los Desamparados, la Real Parroquia de los Santos Juanes, declarada Patrimonio de la Humanidad, y la iglesia de Santa María Mártir, por mencionar algunos de los templos religiosos más significativos.
Uno de los sitios de visita obligada es la Ciudad de las Artes y las Ciencias, de atmósfera futurista, que constituye uno de los centros de divulgación científica más renombrados de España y Europa, que se divide en áreas denominadas el Museo de las Ciencias, el Hemisféric y el Oceanogràfic. Otro sitio de especial interés, sobre todo si viajamos con niños, es el Bioparc,  zoológico en el que son recreados los distintos hábitats del continente africano.
Algunas de las actividades que no podemos dejar de hacer en nuestro paso por Valencia es ir a los Baños del Almirante, concurrir a la Plaza de Toros, contemplar la Lonja de la Seda y dar un paseo por las Torres de Serranos, éste último cobija los restos de la vieja muralla que circunscribía la ciudad. También, podemos apreciar claros ejemplos de la arquitectura moderna, como las Torres de Quart.
Los interesados en el turismo de naturaleza, no pueden dejar de conocer el Parque Natural de la Albufera y el Jardín Botánico, además de realizar excursiones por la Huerta de Valencia y el Marjal de Rafalell y Vistabella.
Por supuesto que no podemos irnos sin antes haber disfrutado de sus playas, tendidos al sol y practicando deportes acuáticos.

Imagen:

Wikipedia

Tranquilidad y sosiego en Carnota

Carnota es un pequeño municipio de la Costa de la Muerte, en la provincia de A Coruña, que ofrece a sus visitantes numerosas playas para descansar plácidamente.  Es preciso destacar que Carnota no cuenta con oferta hotelera ni tampoco posee camping, por lo cual la oferta turística se ciñe a unos pocos alojamientos ofrecidos por particulares y a alguna que otra pensión. Esto revela un dato excepcional: el nivel de ocupación de sus playas es bajo durante todo el año, por lo que es el destino perfecto para aquellos que buscan tranquilidad y sosiego.
La playa de Carnota, de entorno rural, se encuentra entre las 100 mejores del mundo. Cuenta con más de 7 Km. de longitud y es considerada como la más larga de Galicia. El único inconveniente que presenta dicha playa es la complejidad de los accesos peatonales ya que el área

Continue reading

La Alberca: Pueblo litúrgico y tradicional

La Alberca, es una localidad turística del sur de Salamanca que está situada en la Sierra de Francia, muy visitada por aquellos que gustan del turismo ecológico y cultural. Se trata de una población cuyo trazado urbano, de calles laberínticas, permanece casi intacto desde la Edad Media.
La arquitectura popular serrana, compuesta por viviendas que reproducen la arquitectura típica de las sierras de Francia y Gata, es uno de los principales atractivos de La Alberca. Las fachadas de las casas exhiben grandes aleros y entramados de madera, al tiempo que disponen de tres plantas erigidas sobre bases de granito. Muchas de ellas aún conservan establos con animales.
También, la población cuenta con diversos monumentos como la Antigua Cárcel, actual punto de información turística.
El espíritu religioso de este pueblo litúrgico y tradicional, es proyectado en diversos tipos de ritos, los cuales han sido forjados manifestaciones tanto costumbristas como arquitectónicas. En efecto, en todo el pueblo es posible apreciar numerosas manifestaciones religiosas grabadas en piedra.
Podemos comenzar por visitar la Iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Asunción, templo del siglo XVIII, que destaca por su púlpito de granito policromado y su torre de campanario, sobre la cual versan distintas historias.
Rumbo a Mogarraz se encuentra la Ermita de Nuestra Señora de Majadas Viejas, cuya particularidad reside en estar ubicada en un bosque recóndito de castaño y robledal recóndito, con características casi místicas. Es una construcción sencilla, de la cual sobresale su pórtico románico. Cerca de aquí se halla la Ermita de San Marcos, actualmente en ruinas, que sorprende al visitante por las vistas que allí pueden contemplarse de la Peña de Francia, el Portillo de la Cruz, La Alberca, la Peña del Huevo y el río Francia.
La Ermita del Cristo del Humilladero, es una de las más antiguas del pueblo. En el pasado fue el camino de entrada desde Salamanca.
En dirección a las Batuecas se localiza la Ermita de San Blas, conocida en el pasado como la de Los Santos Mártires. Es muy popular por la romería de “El Día del Pendón” que es celebrada allí. 
Para apreciar el entorno natural de esta población deberemos acercarnos hasta el Parque Natural de Las Batuecas-Sierra de Francia, donde se ubican  diversas cuevas prehistóricas. Aquí, 18 ermitas componen el recinto sagrado, encabezado por el convento de los Carmelitas, muchas de ellas pueden visitarse a pesar de encontrarse en ruinas.
A 1723 metros sobre el nivel del mar se sitúa el Santuario de la Virgen de la Peña de Francia, El Cabaco, construido en el siglo XV por los monjes Dominicos. Desde esta atalaya es posible apreciar la belleza paisajística de los alrededores.
Por otro lado, todavía se conserva el “rollo“, un poste de piedra que posee tallados en su fuste los símbolos de la pasión de Cristo.

Imagen:

Wikipedia