Escapada a Talavera de la Reina

Talavera de la Reina, considerada por Cervantes como la mejor tierra de Castilla, es una ciudad que sobresale por la calidad de su cerámica perteneciente a los siglos XV y XVI. Aquí se han fabricado azulejos que actualmente se hallan en importantes edificaciones, como es el caso de la Catedral vieja de Salamanca y el Monasterio de San Lorenzo del  Escorial, por mencionar algunas.
La ciudad posee un gran número de monumentos que dan cuenta de su rica historia. De este modo, es posible apreciar conventos, iglesias, palacios, puentes y edificios muy importantes, como por ejemplo el Antiguo Ayuntamiento y la Basílica de Nuestra Señora del Prado.
Dado a que Talavera continúa siendo considerada la ciudad de la cerámica, la Ruta de la Cerámica es uno de los paseos obligados, durante el cual es posible conocer diferentes lugares de la ciudad, como la Ermita de Nuestra Señora del Prado, patrona de la villa, en la que puede apreciarse una magnífica colección de azulejos. El paseo prosigue por los jardines del Prado, sitio en el Continue reading

La Iglesuela, ¡allá vamos!

La Iglesuela  es un municipio que recibió su nombre de un primitivo templo. Se trata de una de las villas más septentrionales de la provincia de Toledo, cuyo término municipal se halla bañado por las aguas del río Tiétar.
Los pozos de piedra, originarios del siglo XVIII,  que están diseminados por todo el casco urbano, fueron construidos con enormes piedras de granito. En el pasado, eran usados para el abastecimiento de agua de la población, pero hoy en día se los utiliza para el lavado de las aceitunas antes de ponerles el aliño, pues se trata de agua no clorada.
La arquitectura religiosa es otros de sus atractivos, cuyos máximos exponentes son la Iglesia de Santa María de La Oliva, un templo del gótico tardío;  la Ermita de la Fuensanta, que se destaca por poseer una pequeña fuente de agua cristalina bajo su porche; y la Ermita del Cristo,  una construcción de planta cuadrada del siglo XVI que en la actualidad se halla en ruinas.
De las construcciones civiles, sobresale el edificio del Ayuntamiento, una edificación de dos plantas, ubicada en la Plaza de España, que fue levantada en 1791 y que exhibe cuatro arcos en sus fachadas.
Además, no podemos perdernos de conocer El Ejido, un conjunto de corrales y pajares, situados en las afueras de la población junto a las eras, que incluye tres fuentes abrevadero, un embarcadero y un potro de herrar.
A escasos kilómetros de La Iglesuela, puede visitarse el Zoo de Piedra que, si bien se localiza dentro del término municipal de Almendral de la Cañada, fue construido por el ganadero-escultor, D. Longinos Ayuso, procedente de La Iglesuela. El zoo representa un conjunto de esculturas de animales que fueron talladas por el ganadero, durante sus horas de pastoreo, sobre rocas de granito.

Imagen:

http://iglesuela.galeon.com/dospuentes.jpg

San Martín de Pusa

San Martín de Pusa, llamada en sus orígenes El Pozuelo, es una villa de Castilla-La Mancha que está ubicada en la provincia de Toledo. Se trata de una antigua población señorial, cuya vasta historia puede vislumbrarse al caminar por sus plazas y recoletas calles apreciando lo mejor de la tradicional arquitectura toledana de aparejo.
Durante el paseo, es posible visitar la iglesia parroquial, de admirable sobriedad arquitectónica, la cual fue levantada en en el siglo XVI sobre los restos de un antiguo templo. 
También, vale la pena acercarse hasta donde vivieron los administradores de los señores de Valdepusa, una antigua casona del siglo XVI, que en el pasado supo hospedar a Santa Teresa de Jesús cuando iba camino a Puebla de Montalbán.
Otro de los tesoros de San Martin de Pusa es la ermita del Santísimo Cristo de Valdepusa, situada en una apartada plazoleta, cuya imagen fue llevada a la villa por los del Valle del Pozuelo tras abandonar su antigua población. Es interesante saber que el Cristo fue ocultado en un pozo por los lugareños, para protegerlo del furioso accionar de los ejércitos de Napoleón, siendo hallado años después en perfecto estado de conservación. 
Un poco más allá, en la Plaza Mayor, se alza el edificio del ayuntamiento, que fue construido a fines del siglo XV. Frente a él, y junto a la vieja torre en donde se hallaron vestigios celtas, se encuentra el palacio de los antiguos señores de Valdepusa, que data del siglo XVI. En su fachada luce un escudo cuartelado que contiene las armas de los Rivera y las de los Figueroa.

Imagen:

http://www.laspain.com/Toledo/San_Martin_de_Pusa_Toledo1.jpg

El espacio monumental de Toledo

La ciudad de Toledo pertenece a la Comunidad de Castilla-La Mancha y es la capital de la provincia que lleva su mismo nombre. La ciudad domina un recodo del río Tajo, ciñéndose a los montes que abundan en el cauce.
Toledo puede considerarse en sí misma un monumento, debido a que cuenta con ejemplos arquitectónicos de casi todas las épocas. Tal es el caso de su catedral, templo que fue construido en el siglo VI sobre una mezquita musulmana. El retablo de la Capilla Mayor, que consta de cinco cuerpos, presenta escenas del Nuevo Testamento con esculturas policromadas de tamaño natural y está fabricado en madera dorada al fuego. Además, posee un coro de características impresionantes que es considerado como el más grandioso de la cristiandad.
Asimismo, Toledo conserva grandes joyas artísticas, desde obras del Greco hasta las más atractivas piezas de orfebrería. Continue reading

Bienvenidos a Toledo, la ciudad de las Tres Culturas

Toledo representa, por cierto, un destino perfecto para realizar una escapada de fin de semana desde Madrid. Ubicada a orillas del río Tajo, se levanta esta ciudad que supo ser la capital del país durante cuatro siglos, durante la dominación visigoda.
Toledo, conocida también como la ciudad de las Tres Culturas por haber albergado cristianos, musulmanes y judíos, es un lugar sensacional para ir tras las huellas del pasado medieval que dan cuenta de cada una de estas culturas, como es el caso de la Catedral de la ciudad, la Mezquita de la Luz y la sinagoga de Santa María la Blanca. También, vale la pena visitar el Museo Sefardí, considerado el mejor de España conjuntamente con el del Call de Girona.
El Alcázar representa otro de los monumentos toledanos más significativos, el cual sirvió de escenario de un importante episodio durante la Guerra Civil española y que hoy alberga el Museo Militar. Desde aquí se pueden apreciar bellas vistas de la ciudad y del río Tajo.
Por su parte, las estrechas calles del casco antiguo de Toledo invitan al paseo, sobre todo por las noches gracias a su importante ambiente nocturno que incluye bares de copas y locales donde bailar y pasar un buen rato.
La gastronomía de la ciudad es un capítulo aparte. Platos como la perdiz a la toledana y el venado de los montes de la provincia, así como postres como el mazapán son muy populares.
No podemos retirarnos de Toledo sin antes visitar la Ronda del Valle, el paseo por el exterior de las murallas de la ciudad, que transcurre entre palmerales y el sonido del agua que fluye río abajo. Sólo nos llevará poco más de una hora, permitiéndonos  apreciar los cigarrales y la zona que circunda al Parador Nacional.

Viaje a Almendral de la Cañada

Almendral de la Cañada es un municipio que está ubicado en las estribaciones de la Sierra de San Vicente, que posee interesantes restos de las antiguas civilizaciones que la habitaron en el pasado. Como es el caso de “los Majanos”, monumentos megalíticos de origen prehistórico, y “las Artesas”, tumbas rupestres de la época medieval.            
Entre los principales templos de Almendral de la Cañada sobresalen la Iglesia de Nuestra Señora de la Antigua, una construcción del siglo XIX que ha sido declarada  Patrimonio de Interés Regional de la Provincia de Toledo; la Iglesia de San Salvador, que actualmente forma parte del cementerio; la Ermita de San Sebastián, que data de finales del s. XVIII; y la Ermita Cristo de la Sangre,  en cuyo interior conserva un pequeño altar y una hornacina que contiene la imagen del Cristo.
Otros atractivos del municipio son los Molinos Maquileros, que son tres molinos, ubicados sobre la Garganta Torinas, el Arroyo de la Fuente y el Arroyo del Lugar, respectivamente. Mientras que en el límite con El Real de San Vicente, se localiza el Molino de la Tejea, el cual dispone de su propia presa.
Al mismo tiempo, existen numerosas fuentes de especial interés dentro del término municipal, siendo la más importante la Fuente-Abrevadero de la Cañada, cuya construcción data de entre los siglos XVIII-XIX . El pilón de dicha fuente se encuentra conformado por grandes sillares de una sola pieza desde el piso, en muy buen estado de conservación. Otras fuentes de marcado atractivo son las de “Prado Pozo”,  “Caño de la República” y fuente del Cañillo.
Junto al Arroyo Lugar, próximo al municipio de La Iglesuela, se sitúa el Zoo de Piedra, que alberga un museo al aire libre de escultura popular, muy particular. Si bien se halla en una finca particular, es posible acceder sin problemas.

Imagen:

http://bicimundo.files.wordpress.com

Toledo- ciudad mágica del Quijote.


Es un error común en el visitante el creer que Toledo sólo son calles estrechas, empinadas cuestas, la Catedral y algún museo más. La ciudad del Tajo oculta muchas joyas entre sus muros, que bien merecen, al menos, un fin de semana.

Ciudad medieval, judería, mezquitas e iglesias conviven ene está ciudad a orillas del Tajo. Tan sólo pasear por la ciudad se convierte en un tránsito por las tres civilizaciones monoteistas que nos traslada a otro tiempo donde la convivencia entre religiones era una realidad cotidiana. La solemne Catedral  la neurálgica Plaza de Zocodover o el imponente Alcázar frente al Tajo son sólo unos ejemplos de los muchos monumentos y edificios históricos que la ciudad alberga

Su catedral es única en España y sólo por detrás en tamaño de la de Sevilla, la Catedral Primada de Toledo es una espectacular pieza de la arquitectura y el arte español. En ella encontramos la huella de todos los estilos artísticos predominantes en la Historia de España. Estructura gótica en su construcción, yeserías y techos de traza árabe en la sala capitular, influencias del barroco en su Transparente, del neoclásico en la Puerta Llana.

La puerta del  Cambrón, está situada en la ciudad de Toledo. Es de origen árabe, remodelada en el siglo XVI, y debe su nombre a unos arbustos espinosos que la rodean, las cambroneras.

En sus calles te pierdes entre sus rincones llenos de historia, sus centenarios monumentos, las armaduras que encontrarás en cada paso, su arquitectura típica, su gente acogedora y amable y su gastronomía contundente y deliciosa que puedes degustar en restaurantes de toda la ciudad a un precio realmente apto para todos los bolsillos.

El puente de todos los santos fue declarado Monumento Nacional en 1940 y Toledo ciudad Patrimonio de la Humanidad en 1986, también conocida como la “Ciudad Imperial”, o “Ciudad de las Tres Culturas.

Es recomendable hacer una de las visitas guiadas nocturnas en las que recorriendo sus callejuelas y plazas te irán descubriendo sus tradiciones y leyendas, su pasado sefardí , romano y cristiano, visitar las termas romanas a la luz de los candiles, la casa del Greco y como no, las leyendas de un Toledo lleno de caballeros, doncellas y duelos que no dejan indiferente a nadie.

Y por supuesto, te encontrarás con historias del quijote y podrás hacer alguna ruta especial recordando momentos y pasadizos de este clásico sobre los clásicos.

Que tengas un buen destino.

Feliz viaje!

Erika.

 

Fuente de la imagen

Fin de semana en Cuerva

Cuerva es una pequeña y encantadora localidad de la provincia de Toledo, que integra la comarca de los Montes de Toledo. En esta apacible población el visitante tendrá la oportunidad de descubrir su exquisita gastronomía, donde los platos a base de carne de caza son los protagonistas; su interesante patrimonio monumental, encabezado por  el Castillo medieval de Peñaflor, sus artesanías en cerámica y festividades, entre otros atractivos.

Cuerva es un sitio perfecto para realizar una escapada de fin de semana y disfrutar de los magníficos paisajes de montaña.

El Castillo de Peñaflor, situado en las inmediaciones del pueblo, es una de las visitas obligadas. Se trata de una fortaleza cuyos orígenes se remontan al siglo XII.

Al pasear por las calles de Cuerva es posible contemplar interesantes muestras de la arquitectura popular serrana. En cuanto a las construcciones religiosas, puede realizarse un recorrido por la Iglesia del Convento de Carmelitas, construida entre los siglos XVI-XVII, la Ermita de la Virgen de Gracia, originaria del siglo XVII, y la de la Virgen de los Remedios, que dispone de un bello artesonado mudéjar. De todos modos, el templo más importante es la Iglesia Parroquial del Apóstol Santiago, que fue erigida entre los siglos XV-XVI. Designada Monumento desde 1975, la iglesia consta de una única nave y una torre de planta rectangular.

El Colegio de Gramáticos y el Rollo de justicia, son otros de los sitios que merecen ser incluidos en el itinerario.

Imagen:

diputoledo.es

Monumentos y parajes de Valdeverdeja

Valdeverdeja es una villa de la provincia de Toledo, que está situada en la comarca de la Campana de Oropesa. Su término municipal se encuentra prácticamente rodeado por las aguas del río Tajo, el cual hace de frontera entre Castilla-La Mancha y Extremadura.

El terreno granítico sobre el que se asienta da lugar a los denominados canchales. El Tajo cruza el municipio y en sus márgenes pueden observarse diversos molinos de agua, actualmente en desuso.

Entre sus principales monumentos es posible citar a la Iglesia de San Blas, templo del siglo XVI que fue ampliado durante el siglo XVIII, y a la Ermita de Nuestra Señora de los Desamparados, construcción del siglo XVIII que fue erigida sobre otra anterior.

De sus parajes destaca el del Pozos Nuevos, sitio en el que se localizan numerosos pozos con sus respectivos lavaderos fabricados en piedra. Vale mencionar que este lugar ha sido declarado Bien de Interés Cultural, bajo la categoría de Sitio Histórico.

La Casa Curato, es otro de los principales atractivos de la villa. Se trata de una casa rectoral que sobresale por su bonita fachada con vista a la plaza Mayor. Sobre la calle San Blas se encuentra el acceso principal, por el cual se ingresa al patio mediante un portalón en medio punto.

Su patrimonio arquitectónico se completa con la Casa del arco, construcción levantada en el año 1876 con bóveda de cañón y arcos de medio punto.

Imagen:

diputoledo.es

Valmojado: “La Valencia de La Sagra”

El municipio de Valmojado, ubicado en la provincia de Toledo, es un destino de Castilla-La Mancha que, para el deleite de los visitantes, combina monumentos, interesantes fiestas y naturaleza.

La Iglesia parroquial de Santo Domingo de Guzmán es un templo de estilo gótico-mudéjar que data de finales del S. XV. Se cree que su construcción fue realizada a pedido de don Gonzalo Chacón, en coincidencia con la fundación del primer Concejo de Valmojado. El edificio ha sufrido numerosas transformaciones durante el último siglo, por lo que de la construcción original solo conserva los paramentos inferiores de su torre, así como una pila de agua bendita y parte de los muros traseros.

El pueblo posee varias atalayas defensivas, pues no hay que olvidar que el mismo se halla situado a mitad de un camino entre las fortalezas de Alamín y Olmos. Su construcción dataría de la época islámica y fueron reutilizadas luego del período de la Reconquista cristiana como fortines jurisdiccionales e incluso como palomares.

Las cuevas son otro de los emblemas de Valmojado. Al igual que diversos municipios de Castilla, la villa dispone de un laberinto subterráneo de grutas artificiales. Aunque se desconoce su origen, se sabe que fueron utilizadas desde la época tardo-medieval para el almacenamiento de aceite, vino, etc. También sirvieron de refugio en tiempos de guerra.

De su calendario festivo destaca la celebración de Los Mayordomos o Fiesta del cordero, que tiene lugar en Semana Santa. Consiste en una serie de actos religiosos y lúdicos que culminan el lunes de Pascua, denominado “Día del Cordero”.

También, es interesante participar de los festejos realizados el primer fin de semana de septiembre en honor a la Virgen de las Misericordias, en los que se combinan dos antiguas tradiciones: los Toros de Fuego castellanos y las costumbres valencianas de fuegos artificiales. No por nada a Valmojado se lo conoce como “La Valencia de La Sagra” o “La Valencia chica”.

Imagen:

diputoledo.es