Acerca de Colmenar de Oreja

Colmenar de Oreja es una ciudad situada al sur de la provincia de Madrid, la cual ha sido declarada Conjunto Histórico Artístico, a pesar de que no se encuentra en la lista de las villas más populares ni entre las más visitadas por el turismo cultural.
Su casco antiguo esconde rincones tradicionales bastante pintorescos, aunque sin duda la Plaza Mayor, porticada, es la que mayor encanto posee. Se trata de una plaza muy amplia, cuya forma se asemeja aun rectángulo y se halla asentada sobre un colosal túnel de piedra. Las casas que se levantan a sus alrededores presentan una clara homogeneidad en su arquitectónica.
Una de las construcciones más significativas del lugar es la Iglesia de Santa María la Mayor, construida en el

Continue reading

Laguardia, con sabor a buen vino

Laguardia, es un municipio situado en la comarca de La Rioja Alavesa, a cuya jurisdicción pertenecen El Campillar, que se halla rodeado de viñedos; Páganos, donde se ubican la Iglesia de la Asunción y la casona de Juan de Ortiz de Zárate; y Laserna, un pequeño núcleo poblacional que sobresale por el Puente Mantible que se levanta sobre el río Ebro.  
La Villa de Laguardia, a pesar de los destrozos sufridos en las diferentes guerras, aún conserva restos de la muralla y su trazado original, con diversos torreones.
En el centro de la población se localiza la Plaza Mayor, una plaza porticada que se encuentra presidida por el Ayuntamiento, una construcción del siglo XIX.
Por su parte, en la Plaza del Gaitero, es posible apreciar el conjunto de escultura “Viajeros”, obra del artista Koko Rico.
De las construcciones religiosas, sobresale la Iglesia de Santa María de los Reyes, que presenta una mezcla de estilos en cada uno de sus rincones. Su portada gótica, realizada en piedra, representa una de sus principales joyas. La Torre Abacial, de origen militar, hace las veces de campanario.    
En cuanto a la arquitectura tradicional se destacan la Casa de Samaniego, situada en la Plazuela de San Juan, y la Casa de la Primicia, el cual constituye el edificio civil más antiguo de la Villa.
Al norte del cerro en el que se asienta Laguardia, en la parte exterior de las murallas, discurre el Paseo del Collado, digno de ser retratado.
Para disfrutar de la naturaleza del lugar, se puede optar por visitar las Lagunas y Embalse de El Prao, un espacio protegido que se localiza en el centro de la Rioja Alavesa, en las cercanías de Laguardia. Este paraje está compuesto por tres pequeños humedales: Carralogroño y Carravalseca, que son lagunas temporales endorreicas, y El Prao de la Paul, un pequeño embalse situado sobre una antigua zona encharcada.
El yacimiento de la Hoya, descubierto en 1935, contiene importantes restos arqueológicos.  En las proximidades del mismo, se encuentran interesantes monumentos funerarios como el Dolmen de San Martín, el del Alto de la Huesera, el Sotillo y la Chabola de la Hechicera.
La Villa posee, además, numerosas bodegas que se hallan excavadas bajo las casas. En sus alrededores, pueden apreciarse bodegas de arquitectura más moderna que permiten adentrarse en la cultura del vino de la región.

Imagen:

http://st-listas.20minutos.es

Oferta turística y cultural de Valladolid

En Castilla-León encontramos diversos destinos que, aunque no son los más concurridos, representan un buen lugar para ir de vacaciones. Tal es el caso de Valladolid, una ciudad muy interesante, de gran valor histórico y que conservas bellas joyas arquitectónicas y culturales.
En Valladolid hay muchos lugares que visitar, como dar un paseo por la Plaza Mayor o disfrutar de un día en el Campo Grande.
La oferta cultural, constituye una de las más importantes de las dos castillas. Así, encontramos al Museo Nacional de Escultura, situado en el Colegio de San Gregorio. Que alberga una importante colección; y al Patio Herreriano o Museo de Arte Contemporáneo, donde se exhibe una colección de alrededor de 800 piezas de arte contemporáneo español.
Por otro lado, gracias a sus exquisitos vinos, Valladolid se está transformando en uno de los mayores destinos enoturísticos de toda España.
Valladolid, la capital de Castilla y León, invita a dar un paseo por sus calles para apreciar, de ese modo, su legado histórico y patrimonial que persiste en cada uno de sus rincones. De más está decir que no podemos dejar de realizar una visita a la Catedral de Valladolid, en cuyo interior sobresale el retablo de Juan de Juni del siglo XVI. En las Capillas de la antigua Colegiata puede visitarse el Museo Diocesano.
Otro lugar de especial interés es la Casa de Cervantes, sitio donde residió el escritor entre 1604 y 1606. Se trata de una construcción del siglo XVI, la cual aún conserva  la habitación y la biblioteca del escritor.
Aunque resulte curioso, si  bien Valladolid no tiene mar, sí posee una playa, la de las Moreras, en la orilla del río Pisuerga. No es recomendable el baño, pero es un buen sitio para tomar sol.
Para aquellos que deseen estar en pleno contacto con la naturaleza, se recomienda acercarse hasta el Pinar de Antequera, el parque más importante de Valladolid en donde es posible practicar senderismo, footing, montar en bicicleta e inclusive a caballo. Además, dispone de lugares para comer, pistas deportivas y zonas recreativas para los niños.

Imagen:

http://www.visitaryviajar.com

Cretas

Cretas es una población de la provincia de Teruel, en la Comunidad de Aragón. Según se cree, el pueblo se erige sobre un antiguo asentamiento ibero. Cerca de él, en el Barranco del Calapatá y alrededores, se encuentran gran parte de los asentamientos ibéricos del Matarraña.
En el casco urbano es posible apreciar diversas zonas de especial interés. Tal es el caso de la Plaza Mayor, el punto de reunión más destacado de Cretas. La Plaza se encuentra conformada por edificios nobles,  y el Ayuntamiento. Combinándose, de este modo, construcciones antiguas y modernas que forman el núcleo central de la población.
Frente al Ayuntamiento, tiene lugar el Taller de Arqueología e Historia de Cretas, una   exposición en la que se exhibe restos arqueológicos hallados en el término municipal.
Por otro lado, la Iglesia de la Asunción es la construcción que define a la perfección el perfil de Cretas. Fue levantada en el siglo XVI sobre los restos de un antiguo templo y es considerada la más sobresaliente de las construcciones cretenses.
Por la Calle Mayor, a la cual se  accede pasando por debajo el Arco que se abre en la Casa Sapera, se llega a la Plaza Mayor.
La Casa Turull, una casa señorial levantada en el año 1746, es otra de las construcciones relevantes de la villa.
En torno a la naturaleza y la Vía Verde hay una ruta turística, que discurre por las antiguas estaciones donde los trenes jamás se detuvieron. El trayecto de Val de Zafán, constituye un tramo de la Vía Verde, entre Valjunquera y la Estación de Lledó. Por aquí es posible dar un agradable paseo a pie, en bicicleta o a caballo, puesto que se encuentra prohibida la circulación de vehículos motorizados por estas zonas. Así, es posible visitar las estaciones de Valjunquera, Valdeltormo, Torre del Compte, Valderrobres, Cretas y Lledó.
Otros espacios naturales muy atractivos son los Saltos del río, el Mirador  y la Fuente de las Aichetes.

Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/5/5b/Queretes1.gif

Ourense, un lugar soñado para descansar

termas-de-ourenseLa ciudad de Ourense, capital de la provincia homónima, al sureste de Galicia, es el sitio ideal para descansar, lejos de la rutina diaria.
Reconocida por su casco histórico, presenta un gran atractivo para sus visitantes: enormes piletas de aguas termales, con una temperatura promedio de 40 grados centígrados, de las cuales podrá disfrutar, sin importar la época del año o el horario del día que se trate, contemplando la vastedad del río Miño. Continue reading

Sitios característicos de Argavieso

Argavieso es un municipio de la provincia de Huesca, perteneciente a la Comarca de la Hoya de Huesca,  que se alza sobre un pequeño promontorio rocoso, a los pies de una antigua fortaleza medieval. Además de ser muy conocido por su Castillo, también sobresale por el excelente estado de conservación de las casas del centro del pueblo, datadas en el siglo XVII. A su vez, la fuente ubicada en la entrada del pueblo constituye otro de los elementos característicos de Argavieso, junto con  las fortificaciones de Antillón, Monflorite, Novales o Sesa.
El Castillo Palacio de Argavieso fue construido en varias etapas, aunque sus orígenes se remontan, según se cree, al siglo X. Durante el siglo XI, fue reconquistado por Pedro I de Aragón, en la época en la que se luchaba contra los almorávides. También, estuvo en manos de los agustinos de Montearagón, hasta que en el siglo XV pasó a integrar el patrimonio de los Gurrea, una rama de los Argavieso. Su gran valor histórico, cultural y artístico, convierten al castillo en un sitio que no tiene desperdicios.
Pasear por el casco antiguo de la población, representa una experiencia por demás enriquecedora para el turista. La calle principal, que cruza la Plaza Mayor, se encuentra rodeada por viviendas que están construidas, en su mayoría, en tapial, sillerías y aleros típicos del siglo XVIII. También, en esta zona se halla la parroquia dedicada a la Natividad, un templo de una sola nave que fue construida entre los siglos XVIII y XIX, y en cuyo interior conserva piezas de orfebrería de los siglos XVII y XVIII, todas ellas de especial interés.
Un momento verdaderamente especial para visitar Argavieso es a comienzos de septiembre, ya que el 8 de ese mes se llevan a cabo las fiestas con motivo de la Natividad de la Virgen. Festejos que permiten conectarse con sus tradiciones, además de probar su exquisita gastronomía y disfrutar del final del verano recorriendo sus montes y parajes.

Imagen:

http://www.laspain.com/Huesca/Argavieso_Huesca4.jpg

La Fresneda

La Fresneda es una Villa de la Comarca del Matarraña, ubicada en la provincia de Comunidad Autónoma de Aragón.
Declarada “Conjunto histórico-artístico“, la villa cuenta con diversos lugares de interés que valen la pena visitar. Tal es el caso de la Plaza Mayor, que constituye uno de los conjuntos arquitectónicos más atractivos de Aragón. Allí se alza el Ayuntamiento, una construcción de estilo gótico-renacentista que cuenta con amplia Lonja.
Entre las construcciones religiosas es posible destacar la Iglesia Parroquial de la Virgen de las Nieves, que sobresale por su campanario octaedro, y la Iglesia Nuestra Señora del Pilar, cuya fachada es un bonito ejemplo del arquetipo aragonés de portada-retablo. Asimismo, resultan de interés el Convento de los Franciscanos Mínimos y la Ermita de la Virgen de Gracia.
Al mismo tiempo, vale la pena disfrutar del entorno de la Comarca del Matarraña. De ese modo,  a 18 km. de La Fresneda, encontramos los Puertos de Beceite y El Barrizal, los cuales están ubicados en un paraíso natural donde se origina el río Matarraña. Allí es posible tomar un baño y contemplar la flora y fauna del lugar.
Otro de los atractivos es el Salt, un salto de agua de 20 m. de alto, que se alza en el río Tastavins. Su encanto reside en las rocas de curiosas formas, producto de la erosión fluvial, que allí se encuentran.
Por su parte, las Rocas del Masmut constituye un impactante conjunto de conglomerados rojizos, con paredes de unos 100 metros de altura, las cuales están habitadas por buitres y otras aves rapaces. Desde este mirador se obtienen sensacionales vistas.
El Pantano de Pena, al cual se llega tras atravesar varios túneles de roca, posee un área recreativa donde se puede descansar y contemplar bonitas vistas.
La Ruta de las Cárceles, entre las que se destacan la de Mazaleón y La Fresneda. Los paseos por la Vía Verde, la antigua vía ferroviaria,  y Motorland Aragón, circuito de velocidad en Alcañiz, son otras de las opciones que nos ofrece la comarca.

Imagen:

http://www.laspain.com/Teruel/La_Fresneda_Teruel2.jpg

Imperdible oferta de cultura y ocio en Madrid

Madrid, ciudad cosmopolita si las hay, es una de las capitales más ricas en cuanto a atractivos turísticos se trata. De ese modo, en esta increíble ciudad podemos apreciar una serie de palacios señoriales, embajadas, museos y plazas, además de disfrutar de una más que animada vida nocturna.
Una de las zonas donde el ocio y la cultura abundan por igual es la Gran Vía, situada junto a la calle Alcalá, que alberga numerosos establecimientos históricos, tiendas de moda y cafeterías realmente emblemáticas. Algunos de los edificios de esta área han sido declarados patrimonio nacional. Sin dudas, se trata de una de las mejores zonas comerciales de Madrid.
Los amantes de la cultura, encuentran en Madrid el sitio perfecto para visitar ya que cuenta con lugares sensacionales como el Paseo del Prado, un verdadero eje cultural que concentra tres de los museos más importantes del mundo: el Museo Reina Sofía, que alberga una destacada colección de obras nacionales de diferentes disciplinas del arte moderno y contemporáneo; el Museo Thyssen, el cual  reúne la colección del barón Thyssen; y el Museo del Prado,  donde se exponen pinturas de todas las épocas.
La zona del casco antiguo de Madrid es la que mayor número de turistas concentra, gracias a sus destacados atractivos como el Palacio Real, la Plaza Mayor, la Puerta del Sol y la Puerta de Alcalá, los cuales se conjugan con callejuelas estrechas, bodegas de gran renombre y bares donde se pueden degustar todo tipo de exquisiteces.
Otras zonas de enorme interés son el Barrio de la Latina, ideal para ir al teatro y comer algo en alguno de sus destacados restaurantes; y el Barrio de Chueca, donde se concentran numerosos comercios y que goza de una gran vida nocturna.

El entorno natural de Jaraiz de la Vera

Jaraiz de la Vera, municipio perteneciente a la comarca de la Vera, es una buena opción para pasar unos días. Posee diversos lugares de interés, como es el caso de la Plaza Mayor, la cual es bastante fuera de lo común ya que se halla  dividida en dos partes y culmina en forma de cuña.
Paseando por Jaraiz, hallaremos sitios para visitar como la Iglesia parroquial de Santa María, una de las fábricas parroquiales e mayor antigüedad de la comarca; y la Parroquia de San Miguel, que se destaca por su órgano de gran historia puesto que fue robado, vendido, comprado y desaparecido hasta que logró ser recuperado. La Iglesia de San Miguel de Jaraiz, posee una construcción que  poco conserva de la original debido a las sucesivas refacciones a las que fue sometida.
En las inmediaciones de la Plaza Mayor, se ubica el Palacio de Obispo Manzado, una edificación de 3 plantas en cuya fachada puede apreciarse el escudo de la familia Manzado.
La picota o Rollo es uno de los monumentos del municipio que simbolizaba el poder para administrar la justicia. El mismo, se halla erigido sobre cuatro escalones y posee forma cilíndrica. En la parte alta, se pueden observar tres brazos que culminan en diversas cabezas de animales o gárgolas.
Pero más allá de todo esto, lo que más sobresale en Jaraiz de la Vera es la particular belleza de su entorno natural así como sus zonas rurales. El Lago de Jaraiz, que cuenta con piscinas naturales acondicionadas, es una muestra de ello. 
También, es recomendable realizar las rutas de senderismo que ofrece el lugar, para poder apreciar de cerca durante la caminata los más bellos paisajes. Así, es posible optar por diversas rutas, como las de Rota del robledo y Cerrogordo, Cerro de las Cabezas, Pilas del Collado, la ruta de las Fuentes y la de las Brujas, por mencionar solo algunas.
Entre sus fiestas más representativas, se encuentran los carnavales, los festejos patronales de la Virgen del Salobrar, de San Antonio de Padua y de San Cristobal, además de las celebraciones del tabaco y el pimiento.

Imagen:

www.rutas-y-rincones.com/rlavera.html

Aínsa, auténtica postal del medioevo

Aínsa, ubicada en un cruce de caminos y circunscripta por el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido, es una bella ciudad que ofrece una estupenda postal del medievo que permanece vigente gracias al turismo.
Comenzamos el paseo por la Plaza Mayor, una enorme plaza de inconfundible estilo románico, que se encuentra ornada con un pórtico de arcos irregulares. Allí, surge la calle Mayor donde se alzan las casas señoriales, que exhiben sus característicos escudos de armas en las fachadas, y al final de la cual se halla la Iglesia de Santa María, la cual está coronada por una torre desde donde es posible divisar el valle en su totalidad. Detrás de la iglesia, hay una fortaleza que se destaca por sus tres baluartes del siglo XVI. Este ha sido un escenario de luchas, las más legendarias contra los musulmanes. El primer domingo de setiembre de cada año impar se lleva a cabo la Fiesta de la Morisma, en la que se representa la gesta de los García Jiménez que conquistaron la villa, que estaba en poder de los invasores árabes, luego de que una gran cruz de fuego, considerada una señal divina,  se les presentara en lo alto de una encina.
Actualmente, Aínsa es elegida por miles de visitantes cada año. Continúa siendo el cruce de caminos entre el Somontano y la Ribagorza y, desde la inauguración del túnel de Bielsa durante la década del 60, también entre Francia y los valles oscenses. Los turistas franceses se transformaron en una gran fuente de ingresos para los comercios locales, que arriban en masa todos los veranos con el propósito de participar y disfrutar del Festival de Música Étnica del Castillo de Aínsa.

Imagen:

http://2.bp.blogspot.com/-TdDQRSuR6Uc/TdZE5utWKaI/AAAAAAAAAF8/3Ap_-62M8Bc/s1600/Ainsa+%252859%2529.JPG