Turismo de sol y playa en Vera

Los amantes del sol y la playa, en su búsqueda de nuevos destinos para descansar, pueden recalar en Vera, un atractivo pueblo de la provincia de Almería. Este lugar es muy elegido por los que practican el naturismo, pues hay playas y hoteles que ofrecen exclusivamente servicios para los nudistas.
Esta localidad cuenta además con una oferta cultural sumamente interesante, debido al  patrimonio histórico y artístico que posee. En la zona del caso antiguo, con su entramado de calles estrechas y empinadas, pueden contemplarse los blancos caseríos cuyas fachadas alegran la vista de los transeúntes con sus flores. Por esta zona, se hallan los principales monumentos y edificios de Vera, como es el caso de la Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación, construida a modo de fortaleza en el siglo XVI en el interior del recinto amurallado de la villa. También, se destacan el Ayuntamiento, edificio del siglo XIX donde se encuentra el Archivo Histórico, catalogado como uno de los mejores de la región; y el Museo Etnográfico y Arqueológico, sitio en el que se expone una maqueta de lo que según se cree fue un antiguo asentamiento musulmán que estuvo ubicado en el Cerro del Espíritu Santo.
En cuanto a los edificios de carácter religioso, vale la pena mencionar al Convento de los Mínimos, que atrae la atención por su iglesia fortaleza; la Iglesia de San Agustín, erigida a pedido de Carlos V en el siglo XVI; la Ermita de San Ramón, datada en el siglo XVIII; y la Ermita de la Virgen de las Angustias, patrona del municipio. Además, puede visitarse la Ermita de la Virgen de las Huertas, en las afueras del núcleo urbano, muy concurrida por los vecinos durante la celebración de la romería que se realiza aquí cada año. En torno a ella se localiza el Roceipón, uno de los más importantes yacimientos arqueológicos romanos de Vera.
Los visitantes no deben dejar pasar la oportunidad de visitar el Cerro del Espíritu Santo, sitio en el que se han hallado restos romanos y musulmanes de especial interés.
Para disfrutar del sol, Vera cuenta con un atractivo Paseo Marítimo, además de las playas de las Marinas, Puerto del Rey y la del Playazo, siendo esta última la preferida por los nudistas.

Imagen:

Wikipedia

El Sardinero, el paraíso de Santander

Considerada la ciudad-balnearo de la burguesía española del siglo XX que pasaban sus vacaciones en aquel paraíso del mar Cantábrico. Es una de las zonas más bonitas de Santander, provincia situada en la comunidad de Cantabria, al norte de España.

Barrio y enclave turístico de la ciudad de Santander. Sus extensas playas se extienden entre la conocida Península de la Magdalena y la zona de Mataleñas. El terreno físico forma un abra que da el nombre a la zona.

El Sardinero empezó a ser conocido a principios del siglo XX cuando se inaugura el Palacio de La Magdalena como residencia del rey Alfonso XII para pasar sus vacaciones de verano en Santander. Tras las visitas continuas del rey, la alta sociedad española castellana y madrileña comenzaron también a elegir El Sardinero como destino turístico. Debido a la afluencia de gente durante los meses de verano se construyeron nuevos edificios con un estilo artquitectónico de la Belle Époque y balnearios parecidos al de Biarritz.

Para dar alojamiento a los turistas se edificaron gran cantidad de Hoteles en Santander como el Hotel Real, el más conocido de la zona de El Sardinero. Además de zonas de ocio como el Gran Casino, el hipódromo y el campo de polo. Todo esto dio lugar a una extensión funcional del espacio de la costa que transformó la morfología urbana de El Sardinero hasta quedar como es hoy.

La Plaza de Italia (la antigua Plaza del Pañuelo) se llenó de más hoteles, alamedas, casas de baño comunicando todo el barrio de El Sardinero con paseos como el de Reina Victoria, Pérez Galdós y el de Menéndez-Pelayo.

Pero la belleza de El Sardinero se encuentra en sus playas, sobre todo en la primera y segunda playa: la Playa del Camello y la Playa de los Bikinis junto a la Península de la Magdalena, respectivamente. Cerca de estas playas se encuentran las más importantes infraestructuras culturales y deportivas como es el Palacio de Congresos y Exposiciones, los Campos de Sport del Sardinero o el Palacio de Deportes, donde juegan regularmente el club de balonmano Teka Cantabria y el de baloncesto Lobos Cantabria.

Gracias a la afluencia de turistas acceder a unas vacaciones en El Sardinero es apto para todos los bolsillos. Aunque, desde la primera mitad del siglo XX, esta zona de extensas playas continúa siendo el paraíso perfecto para las clases acomodadas. Sin embargo, existen grandes ofertas de hoteles, sobre todo en la ciudad de Santander. Te explican cómo llegar al Sardinero, qué sitios visitar, restaurantes y visitas guiadas a ciudades cercanas. Si aún no tienes pensado dónde ir de vacaciones ahora puedes aprovechar y conocer las playas más bonitas del mar Cantábrico.

De paso por Salou

Salou, con su extenso litoral, es uno de los centros turísticos más importantes de la Costa Dorada, situado a pocos kilómetros de Tarragona capital. A lo largo de todo su territorio, preservado por el cabo de Salou, se encuentran numerosas y atractivas playas y calas de fina arena, que invitan a su disfrute gracias al clima excepcional de la región.
El Paseo de Les Palmeres es uno de los lugares más representativos de esta localidad, en la que el ocio y la diversión son moneda corriente.
En los alrededores de Salou es posible deleitarse con bellos parajes, además de pasar un día maravilloso en el parque temático Universal’s Port Aventura, uno de los más importantes de España.
En toda su franja costera se erigen preciosos arenales como los de Llevant o Platja Llarga, alternándose con sorprendentes calas de arena fina y dorada. Continue reading

Viaje de placer a Marbella

Marbella es una de las ciudades más encantadoras de la Costa del Sol, por su agradable microclima, la calidad de sus playas, su ambiente único y la hospitalidad de sus gentes. No por nada ha sido elegida por los famosos como lugar de descanso durante el verano.
Entre sus principales atractivos se encuentran los diversos campos de golf, Puerto Banús y sus tiendas y locales de moda de primer nivel.
Mención aparte merecen sus playas que, a lo largo de 27 kilómetros de costa, invitan a broncearse, zambullirse en sus aguas templadas y probar alguno de los platillos típicos de los chiringuitos. La Playa de Guadalmina, ideal para practicar deportes náuticos, así como la Playa de San Pedro Alcántara, de arena negra, y la Playa de Puerto Banús, de gran atractivo, son algunas de las más concurridas.
La ciudad de Marbella es poseedora, además, de una rica cultura. Las termas, al igual que la muralla y las torres de origen musulmán, la villa romana, los templos y ermitas de la época cristiana, dan cuenta de su interesante legado histórico.
El casco antiguo es la zona donde se concentran la mayor parte de los monumentos. Posee el típico entramado de pueblo andaluz, con calles angostas de adoquines y casas de fachadas blancas adornadas con flores que penden de las macetas. El punto neurálgico se encuentra en la plaza de los Naranjos, sitio ideal para tomar un descanso y beber algo en sus terrazas. En ella se encuentran el edificio del ayuntamiento, una fuente datada en 1704 y la ermita de Santiago, que son sus principales atractivos.
Si bien no es su faceta más popular, Marbella es dueña de un patrimonio artístico y monumental de gran belleza. La localidad fue fundada por los romanos, de esa época se conservan la Villa Romana de Río Verde y las termas de Guadalmina. Asimismo, continúan en pie varias torres del período musulmán, como es el caso de la Torre Ladrones, ubicada cerca del Puerto de Cabopino.  De los monumentos religiosos se destaca la ermita de Santiago, construida en el siglo XV, por ser la más antigua.
También en el casco antiguo se alza la iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación, levantada entre los siglos XVI y XVIII, cuyos principales atractivos son el órgano de Sol Mayor y la portada Rococó. 

Imagen:

Wikipedia

El paisaje costero de Los Silos

Los Silos es un pequeño municipio situado en la isla de Tenerife, que atrapa a los visitantes por su hermoso paisaje costero.
Los Silos poseen un terreno muy accidentado. En la zona de la costa más llana se levanta el centro de la villa, el cual contrasta marcadamente con los acantilados que se hallan en los barrios de La Tierra del Trigo y Erjos.
La iglesia parroquial es una de las construcciones más significativas de este poblado. Fue construida en el siglo XVI y sobresale por el coro, los tres retablos barrocos, las capillas y el camarín de la Virgen. El templo cobija interesantes tallas,  diversas pinturas de escuela canaria y numerosos objetos de orfebrería. Continue reading

Atractivos turísticos de Garrucha

Garrucha es un municipio costero situado en la provincia de Almería, cuyo atractivo turístico deviene de su interés histórico. Vale decir que cuando corría el siglo XVIII, esta localidad vivió su época de máximo esplendor pues era el puerto de las minas de Levante, gracias a lo cual se lo solía llamar como “la pequeña San Sebastián”. En ese entonces, Garrucha ya era un destino turístico elegido por las familias pudientes, e incluso llegó a ser residencia de vicecónsules de una decena de países.
Al dar un paseo por las calles del casco urbano, el viajero seguramente quedará gratamente sorprendido con su Paseo Marítimo, popularmente conocido como El Malecón, un magnífico balcón mirador ubicado en la playa de Garrucha, sitio en el que se halla el Castillo de Jesús de Nazareno, al cual también se lo suele designar como Castillo de San Ramón. El castillo es una fortificación militar que fue construida durante el siglo XVIII con fines defensivos, para evitar los permanentes ataques de los piratas. De todo el conjunto, sobresalen su plaza de armas y sus dos torreones. Es importante saber que esta fortaleza le ha valido a Garrucha la incorporación en la Ruta de los Castillos en Andalucía.
Otros edificios de especial interés son el del Ayuntamiento, que se encuentra erigido  sobre los restos de un antiguo depósito de sal de la época de la dominación árabe; y la Iglesia Parroquial de San Joaquín, el principal monumento religioso que data del siglo XIX. A ellos se les suman la Casa de Marina de la Torre, cuyos orígenes se remontan al siglo XX; la Torre de la Fundición de San Jacinto, situada sobre un promontorio desde donde se observan inmejorables vistas panorámicas de Garrucha y alrededores; y la lonja de pescado.
Asimismo, resulta interesante realizar un recorrido por sus tres puertos: el comercial, que antiguamente era usado para el transporte de minerales y hoy al del yeso de Sorbas; el deportivo, al que suelen concurrir los aficionados a los deportes náuticos; y el pesquero, el segundo en importancia de la provincia de Almería y a donde se recibe el pescado que cada atardecer es subastado en la lonja de Garrucha.
Los platos típicos de la gastronomía local son guisos marineros o arroces a base de caballa, gamba roja, el mero o el gallopedro, por mencionar sólo algunos. En fin, una delicia más que tentadora.

Imagen:

garrucha.es

El paisaje soñado de Caños de Meca

Caños de Meca, que pertenece al municipio de Barbate, representa uno de los atractivos turísticos más importantes de toda la provincia de Cádiz.
Con el transcurso del tiempo, Caños de Meca se ha transformado en un lugar paradisíaco, el cual es elegido por muchos viajeros ávidos por disfrutar de sus playas y de la animada vida nocturna que hay, sobre todo durante el verano.
Por supuesto que sus playas constituyen el mayor atractivo con el que cuentan Los Caños de Meca, las cuales ofrecen magníficos paisajes en los que se conjuga la naturaleza de los pinares con los imponentes acantilados que desembocan sobre la arena.
Durante las décadas del 60 y 70, fue el enclave que reunía a la movida hippie y, a pesar de que en sus playas es posible ver a todo tipo de turistas, todavía es posible encontrarse con muchos visitantes de estética bohemia; debido a que esta zona se convirtió en el punto de encuentro de la movida alternativa.
Si bien todas sus playas cuentan con un gran número de atractivos, tal vez uno de los principales sea el Faro de Trafalgar, que cuenta en su haber con un componente histórico que lo destaca, pues fue aquí donde se realizó la batalla de Trafalgar, allá por el año 1805, en la que se enfrentaron los escuadrones de España y Francia contra los ingleses.
Para llegar a este enclave paradisíaco y de belleza única, tan sólo debemos tomar la carretera A-48 en dirección a Chiclana y luego camino Barbate, hasta llegar a la salida en la rotonda de acceso a Vejer de la Frontera. También, hay autobuses regulares que comunican a la localidad con la capital de Cádiz.

Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/4/44/Losca%C3%B1oss.jpg/800px-Losca%C3%B1oss.jpg

Conociendo Arrecife, capital de Lanzarote

De paseo por una de las islas más bellas de España, Lanzarote, bien merece la pena darse una vuelta por Arrecife, su capital. Se trata de una ciudad portuaria, que dispone de una importante actividad comercial. La existencia de numerosos museos y edificios históricos, permiten a Arrecife disponer de una intensa vida cultural.
Arrecife es una localidad muy animada y que sobresale por una serie de edificios modernos. Al mismo tiempo, cuenta con un atractivo paseo marítimo que alberga palmeras de gran tamaño, las cuales sirven de escolta para aquellos que deseen disfrutar de la playa.
Una buena opción es visitar la Iglesia de San Ginés, cuyos alrededores resultan más que propicios para realizar una tranquila caminata.
Por su parte, aquellos que gustan de la vida nocturna, nada mejor que visitar la zona de la calle José Antonio y sus adyacencias.
El Castillo de San José es otro de los lugares que se pueden conocer. Es una construcción del siglo XVIII, la cual es muy popular por ser el edificio más antiguo de la ciudad. Posee una muralla Continue reading

Viaje por la Costa Verde

La Costa Verde cuenta con una gran variedad de destinos entre los cuales elegir para pasar unos días de descanso. En toda su extensión, además de abruptos acantilados y bonitas calas y playas bañadas por las aguas del Cantábrico, acoge atractivos pueblos de pescadores y algunos centros vacacionales.
Su nombre, claro está, deviene del hecho de que en su interior hay grandes extensiones de prados así como de bosques de pinos y eucaliptos.
Esta zona del litoral español no está muy urbanizada, por lo que los centros de veraneo generalmente son pequeños y se emplazan junto a pueblos de pescadores de gran atractivo.
Rumbo a Cantabria, llegamos a Castropol y Figueras, dos pintorescos pueblos de pescadores que se hallan en una de las márgenes de la Ría de Ribadeo, que limita con Galicia. Se trata de destinos sumamente tranquilos, en donde es posible practicar diversos deportes acuáticos.
En dirección al este se encuentran Tapia de Casariego y Ortigueira, dignos de visitar.
Continuando por la Costa arribamos a Luarca, que sobresale por su puerto lleno de coloridas barcas.
Seguimos nuestro camino hasta Cudillero, un pueblo de pescadores emplazado en una estrecha caleta. Junto a su puerto, se dispone una plazoleta en la que abundan las terrazas con marisquerías de primer nivel.
Prosiguiendo por la franja costera arribamos a Cabo de Peñas, situado al este de  Gijón, en donde suelen realizarse capeas en la arena cuando hay marea baja.
La siguiente parada es Lastres, una tradicional villa asturiana cuyas casas se disponen en la base de un gran acantilado. En este lugar está La Isla, una bella playa que se encuentra circunscripta por campos de intenso verde.
Cerca de allí se halla Ribadesella, una localidad con una calidad monumental envidiable, que posee numerosas iglesias y palacios medievales. La Playa de la Vega es uno de sus principales atractivos, en cuyos acantilados que la rodean se hallaron huellas de dinosaurios.
Finalizamos el recorrido en Llanes, una popular localidad que se caracteriza por sus imponentes murallas de la época medieval, en el interior de las cuales se encuentra su casco antiguo de excelente riqueza monumental. Sus playas son muy elegidas por los turistas cada verano.

Imagen:

http://upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/7/71/Ribesella.jpg

El ambiente cálido y paradisíaco de Fuerteventura

fuerteventura

Fuerteventura, emplazada en las Islas Canarias, es el sitio soñado para descansar en sus magníficas playas de arena blanca y aguas turquesas, abrazadas por el sol radiante durante todo el año. Es un bello enclave con parajes inolvidables, que lo invita también a conocer sus aguas mediante la práctica del submarinismo, escabulléndose por grietas, cuevas, túneles, cornisas y formaciones rocosas que abundan en el fondo del mar. Continue reading