Excursión a la Isla de Tabarca

Es indiscutible que la Costa Blanca nos depara paisajes de enorme belleza, bañados por el mar Mediterráneo. En esta oportunidad, daremos un paseo por la Isla de Tabarca, de Alicante, situada a escasos minutos de las poblaciones de esta importante como extensa costa.
La Isla de Tabarca  representa la visita obligada, ya sea que nos encontremos en Alicante, Elche o Benidorm. Es la única isla habitada de la Comunidad Valenciana en la que es posible pasar unas vacaciones fantásticas rodeados de mar.
Tabarca posee unos 1.800 metros de extensión y se halla rodeada por otros islotes más pequeños, como la Cantera, La Galera y la Nao. La isla es dueña de una gran historia, ya que era el sitio elegido por los piratas durante la Edad Media y luego fue ocupada por familias de pescadores.
La isla sobresale, sin dudas, por su rica mezcla de fauna y flora, y por su reserva marina de Mediterráneo, ideal para realizar submarinismo. Existen numerosas empresas que organizan estas prácticas, claro está siempre preservando su biodiversidad.
Para llegar a la isla, basta con arribar al puerto de Alicante desde donde parten los barcos. También, se llevan a cabo excursiones en catamarán.
En la isla, se puede disfrutar del sol en sus espectaculares calas y playas. Además, el pueblo es muy bonito, pudiendo realizar una parada para comer en cualquiera de sus pintorescos restaurantes.

Benidorm, el paraíso de la Costa Blanca

benidorm

Si hablamos de Benidorm, hacemos referencia directa a la Costa Blanca, a la cual integra. Cuenta con excelentes playas y numerosas propuestas de ocio.
De paso por su casco antiguo, encontrará grandes avenidas rodeadas de edificios, comercios y bellas terrazas que se suceden unos a otros a lo largo de cinco kilómetros.  
Muchas son las opciones que ofrece Benidorm para los visitantes, desde dar una vuelta por el paseo marítimo o disfrutar de sus hermosas playas, hasta la practica de deportes náuticos y excursiones en barco a la isla de Benidorm. Continue reading

Playas-Benidorm

Benidorm, es otra movida

Playas-Benidorm

Si de algo podemos presumir los españoles es de tener un clima envidiable en Europa. El Sol nos acompaña siempre y en verano se hace imprescindible. Además, la variedad geográfica de nuestro país se adapta a los gustos “vacacionales” de todo el mundo (playa, montaña, campo, ciudad…).

Uno de los lugares más demandados de nuestra geografía es Benidorm, y no me extraña. Benidorm era, hasta hace escasos 50 años, un pequeño pueblo de pescadores que abarcaba únicamente el casco antiguo de la ciudad. Pero en estos últimos años ha ido creciendo de manera considerable, ampliando su oferta de turismo y hoteles en Benidorm, creando numerosas posibilidades de ocio y diversión. Las resumo a continuación para que nadie se pierda ni un detalle:

Playas: Benidorm cuenta con varias calas: la Cala del Mal Pas, la Playa de Poniente y la Playa de levante, y una pequeña cala, la del Tio Ximo, apta para practicar nudismo.

Parques: El parque de Elche, situado en el puerto de Benidorm, es el restaurante preferido de las palomas y un lugar idóneo para que los niños se diviertan. En verano, además, se organizan campeonatos de ajedrez en dicho parque. Otro parque importante es el Parque de L’Aigüera, que abarca una de las ramblas más grandes de Benidorm y continúa hasta el Ayuntamiento de la ciudad.

Faro: En el puerto de Benidorm se construyó hace pocos años un pequeño faro y un espigón de hormigón. El muro de hormigón es lo suficientemente ancho como para sentarse y contemplar las bonitas vistas de la ciudad.

El castillo: Se encuentra situado en el casco antiguo de Benidorm y cuenta con uno de los lugares más mágicos de la ciudad, el mirador, desde donde se pueden contemplar la playa de poniente y levante y, por supuesto, la isla de Benidorm. En verano, además, en la zona del castillo se instala un pequeño mercado medieval que es de obligada visita.

La isla de Benidorm: es otro lugar mágico de la ciudad. Desde el puerto de Benidorm se organizan excursiones casi diarias a la isla en un barco que tiene fondo de cristal y permite ver la gran biodiversidad marina que vive en esta zona.

Parques temáticos: Por último, tenemos asegurada diversión completa con los parques temáticos de Benidorm. Aqualandia, Mundomar, Terra Mítica, Terra Natura y Aqua Natura nos están esperando para asegurarnos unos días de diversión y risas.

Las vacaciones en Benidorm son, por tanto, las delicias de todo el público turístico. Independientemente de la edad que tenga el turista, de si viaja en familia, solo o con amigos, la diversión en Benidorm es otra movida, una movida que hay que visitar.

Principales puntos de interés de Denia

Si eliges la costa de Alicante para pasar unas buenas vacaciones, nada mejor que visitar Denia, una pequeña pero próspera ciudad que cuenta con uno de los puertos principales de la zona, además de una importante oferta para el turismo.
Uno de los emblemas de Denia es el Castillo, construido entre el siglo XI y XII, el cual se halla ubicado en pleno centro de la ciudad y alberga el Palau del Governador  y el Museo Arqueológico. Dicha construcción, conserva diversos testimonios de otras épocas, como por ejemplo la Torre del Gerro, las torres vigías y las almenas. Desde aquí, es posible apreciar maravillosas vistas  del mar, la villa y el sertón.
Otro de los sitios de interés más representativos del lugar es el Museo del Juguete, en donde pueden apreciarse juguetes datados de comienzos del siglo XX hasta la fecha.
Por supuesto que Denia sobresale, también, por sus bonitas playas y calas, que cada año son galardonadas con la Bandera Azul. Unos 20 kilómetros de costa, cobijan paisajes paradisíacos que ofrecen a los visitantes la oportunidad de disfrutar del sol, sumado al encanto del Mediterráneo. Las rocosas calas protegen el atractivo de sus playas, bañadas por cristalinas aguas con un rico fondo marino.
Denia es considerada como la ciudad española con mayor cantidad de celebraciones, que incluyen romerías, fallas y fiestas religiosas, además de ferias y carnavales que visten de color las calles de esta población.
En definitiva, esta acogedora ciudad dispone de una variada oferta de sitios donde pasar un rato ameno en compañía de amigos, como numerosos restaurantes, bares de copas, pubs, discotecas y terrazas.
Si dispones de tiempo, también puedes realizar un recorrido por las ciudades aledañas o un paseo en barco por Javea, Altea y Benidorm, todos ellos increíbles destinos de la Costa Blanca.  ¡No te lo puedes perder!

Altea, uno de los sitios más bellos de la costa del mediterráneo español

Altea, situada a unos 50 kilómetros al norte de Alicante, es una bonita ciudad que se halla en medio de una bahía, la cual está protegida por una cadena montañosa. Se trata de uno de los destinos más atractivos de la costa del mediterráneo español.
Su blanco caserío se encuentra dispuesto en torno a un otero que corona la iglesia parroquial, que sobresale por su cúpula cubierta de tejas vidriadas azules, en claro contraste con los tonos blancos del pueblo.
Callejas empinadas, pequeñas plazas recoletas, agradables bares, algún que otro restaurante, centros de artesanía y un maravilloso mirador, que se erige junto al templo local, conforman una magnífica postal de la ciudad.
El entorno de Altea es realmente bello, conformado por la punta de Mascarat y el cabo de Toix, el Peñón de Ifach y, más al sur, el Faro de Altea.
En la parte de la costa se ubica la parte moderna, con un estupendo paseo marítimo y un importante puerto deportivo. También, en esta zona se localizan numerosos restaurantes, cuya especialidad son los platos a base de pescado y arroz.
En Altea, además de pasear, es posible disfrutar de los  deportes marítimos, ya que existen numerosos amarres en diferentes puertos cercanos, también se puede practicar  golf.
La orografía interior posibilita otras oportunidades de ocio. Unos pocos kilómetros separan el núcleo de la ciudad de entornos como el Puig Campana, de 1400 metros de altura, y la Sierra de Bernia, que supera los 1100 metros de altitud.
Incluso, si disponemos de tiempo, vale la pena visitar algunas de las localidades aledañas como Benidorm y Alfaz del Pi, así como las estupendas playas de la zona.